23 muertos

Las labores de rescate en Bahamas se complican por la falta de equipo especializado

Las tareas de búsqueda se han visto obstaculizadas por la destrucción de aeropuertos y la ayuda humanitaria tarda en llegar a las zonas donde más lo necesita la población

Destrucción en Bahamas por el paso del huracán Dorian.

Destrucción en Bahamas por el paso del huracán Dorian. / AP

Se lee en minutos

El Periódico

Las tareas de búsqueda, rescate y entrega de ayuda a supervivientes del huracán Dorian en las Islas Ábaco y Gran Bahama, en las Bahamas, continúan a cuentagotas, mientras esperan la llegada del grueso de la ayuda internacional y la cifra oficial de muertos por hechos relacionados con el paso del ciclón se sitúa por el momento en 23.

Un total de 80 personas han sido rescatadas de las Islas Ábacos por parte de las fuerzas de rescate de la Guardia Costera estadounidense y la Agencia Nacional de Manejo de Emergencias (NEMA, por su sigla en inglés) y la Agencia de Manejo de Emergencias por Desastres del Caribe (Cdema, por su sigla en inglés).

Ayuda humanitaria

El principal problema actualmente es hacer llegar la ayuda humanitaria y la entrega de bienes de primera necesidad a los 70.000 damnificados, ya que el aeropuerto de Freeport, la capital de Gran Bahama, está completamente destruido, a excepción de una terminal y los puertos marítimos de acceso tanto en esa isla como las Ábaco, no están aptos para recibir grandes embarcaciones.

La escasa ayuda que llega y los rescates se hacen a cuenta gotas y gracias principalmente a helicópteros de la Guardia Costera de los EEUU, la marina británica y organizaciones de ayuda de las Naciones Unidas y la Cruz Roja, así como a las ONG sobre el terreno.

Desorganización del gobierno

La primera ministra de Barbados, Mia Motley, así como el primer ministro de Santa Lucía y presidente de la Comunidad del Caribe (Caricom), Allen Chastanet, llegaron a Bahamas donde se reunirán con el primer ministro bahamense, Hubert Minnis, quien les planteará la ayuda necesaria.

Varios medios locales que se han convertido en lugar de búsqueda a través de las emisoras de personas que buscan a sus familiares desaparecidos, informan que la desorganización del gobierno para poder manejar la situación, le ha desbordado y que pareciera que hubiera un estancamiento con muchas de las zonas afectadas sin ley ni orden y supervivientes deambulando y esperando ser rescatados.

Robos y violencia

El primer ministro de Bahamas admitió que enviará fuerzas policiales y de defensa adicionales a Ábaco y Gran Bahama, ya que se han registrado casos de pillaje y saqueos, tras el paso del huracán Dorian. "Se están produciendo saqueos", dijo en conferencia de prensa, en la que agregó que las nuevas fuerzas mantendrán y buscarán restaurar la ley y orden.

Tras confirmar que la cifra oficial de muertos por Dorian aumentará, señaló que los militares contribuirán a mantener el cumplimiento de la ley y advirtió que cualquier persona que lleve a cabo un acto de pillaje será perseguido y sometido a las leyes. "No vamos a ahorrar en nada en nuestra ayuda a nuestros conciudadanos, no vamos a parar de trabajar día a día y mes a mes para devolver la normalidad a Ábaco y Gran Bahama. Tenemos que mantenernos unidos", agregó.

Tres nuevos cuerpos sin vida hallados este jueves elevaron a 23 el número oficial de muertos a consecuencia del paso del huracán por las islas de Gran Bahama y Abaco en las Bahamas, dijo hoy a medios locales el ministro de Salud, Duane Sands, quien reiteró que el ejecutivo local cuenta con que dicho número aumentará.

Destrucción a gran escala

Tres días después del paso del huracán aún son visibles en ambas islas las casas bajo el agua, las calles inundadas, los árboles en el suelo e innumerables viviendas destruidas. Las infraestructuras turísticas, principal fuente de ingreso de Abaco y Gran Bahama, ya no existen.

En este sentido, el primer ministro del país advertía que la mejor manera de ayudar al archipiélago en su peor tragedia, es visitar las partes del país que si quedan en pie y no se vieron afectados por el huracán. Sin embargo en Ábaco y Gran Bahama "la magnitud de la destrucción es catastrófica...es trágico", ha declarado a medios locales y estadounidenses el comandante de la Guardia Costera de los EEUU Kristopher Ensley.

Noticias relacionadas

Desde Puerto Rico el comisionado del Negociado de Manejo de Emergencias y Administración de Desastres (NMEAD), Carlos Acevedo, informó que están preparados y en la disposición de colaborar y ayudar a las Bahamas en su recuperación. Sin embargo, indicó que hasta que no logren comunicación directa con el director de la Agencia Nacional de Manejo de Emergencias local, Stephen Russell, no podrán comenzar.

Por otro lado, ya se comenzaron a recibir artículos médicos y de primera necesidad en el área norte del Capitolio, así como en las diversas oficinas senatoriales alrededor de Puerto Rico para ayudar a las víctimas del huracán Dorian. Este esfuerzo senatorial, es realizado en conjunto con la Cámara de Representantes, la Superintendencia del Capitolio y la Fundación Haití se Pone de Pie, cuyos médicos y voluntarios serán los encargados de recibir y distribuir todos los artículos médicos.