Ir a contenido

CRISIS POLÍTICA EN EL PAÍS TRANSALPINO

El Partido Demócrata ofrece formar gobierno a M5S en Italia

Progresistas y antisistema pueden evitar la convocatoria de elecciones y la probable victoria de Salvini

Rossend Domènech

Renzi y Mattarella, en noviembre.

Renzi y Mattarella, en noviembre. / AFP / TIZIANA FABI

El progresista Partido Demócrata (PD) ha tendido una mano, este miércoles, a los antisistema del Movimiento 5 Estrellas (M5S) para formar un gobierno que dure toda la legislatura, hasta el 2023, mientras el presidente de la República, Sergio Mattarella, prosigue las consulta de cara a resolver la crisis de gobierno, comenzada el martes con la dimisión de Giuseppe Conte como primer ministro. Formar un nuevo Gobierno evitaría la convocatoria de elecciones, un escenario en el que Matteo Salvini parte con clara ventaja para ganarlas.

Las consultas presidenciales terminarán este jueves y se reemprenderán la semana que viene solo si Mattarella se convence de que en el Parlamento existe una mayoría alternativa a la de la Liga y M5S. Los progresistas ponen a los antisistema –una especie de Podemos a la italiana—cinco condiciones, votadas unánimemente por la dirección del PD, para pactar una mayoría alternativa al recién dimitido gobierno populista.

Las condiciones

La primera es que la pertenencia a la Unión Europea no sea discutida. La segunda, que los antisitema reconozcan el papel indispensable de la “democracia representativa”, es decir, de un Parlamento de elegidos que representan a los electores y no se enrrollen con la llamada “democracia directa”, por la que unos pocos pueden decidir por todos. En la tercera, el PD pide que las medidas de desarrollo económico que tome el Gobierno sean compatibles con la “sostenibilidad ambiental”.

La penúltima condición es “un cambio en la gestión de los flujos migratorios, que deberán contar con el pleno protagonismo de Europa”, lo que afecta a Italia directamente. Matteo Salvini, ya casi extitular de Interior, lo resolvió con la política de “puertos cerrados”. Los progresistas piden al M5S una redistribución automática de los migrados que pisen Italia como primer país europeo.

Mejora redistributiva

La última condición, de marca claramente de izquierdas, es que las medidas economico-sociales que se tomen sean todas en “clave redistributiva”, es decir, que la riqueza que produce el país sea después redistribuida, lo que debería suceder a través de un mejor estado del bienestar social.

“Es un deber manifestar disponibilidad a verificar si exite la posibilidad de dar vida a una nueva mayoría parlamentaria en condiciones de dar respuestas verdaderas y serias a los problemas del país”, ha dicho Nicola Zingaretti, secretario del PD.