Ir a contenido

Un bomba estalla cerca de la frontera de las dos irlandas sin causar víctimas

Según la policía norirlandesa el blanco del artefacto eran agentes del los cuerpos de seguridad y responsabiliza de la acción a grupos disidentes del IRA

Afp

Un camión pasa por un letrero contra la instauración de una frontera física entre la dos Irlandas.

Un camión pasa por un letrero contra la instauración de una frontera física entre la dos Irlandas. / ALBERT BERTRAN

Una artefacto explosivo que tenía como objetivo a la policía ha estallado estes lunes por la mañana en la localidad de Newtonbutler, situada en Irlanda del Norte, muy cerca de la frontera sur con la República de Irlanda. La policía ha responsabilizado la explosión, que no ha causado víctimas, a grupos disidentes del Ejército Republicano Irlandés (IRA).

El sábado por la noche, la policía norirlandesa fue informada sobre la colocación de un explosivo en la zona de WattleBridge,  en la misma región. El domingo, los agentes llevaron a cabo un vasto operativo para localizar el artefacto que, finalmente, estaba plantado en una carretera transitada de Newtonbutler, ha precisado el jefe adjunto de la policía local Stephen Martin, durante una rueda de prensa en Belfast.

"Estoy completamente convencido de que se ha tratado de un intento deliberado para atraer a la policía y a los miembros del cuerpo antiterrorista de la zona para matarlos ", ha dicho Martin. "El hecho de que el artefacto estuviera en una carretera principal podría haber sido devastador para cualquier persona en las inmediaciones", ha añadido.

Martin ha señalado que el IRA es "un buen punto de partida para empezar cualquier investigación" y ha advertido que el nivel de actividad de los grupos disidentes "ha aumentado este año". En concetro ha mencionado a el IRA Continuidad y a el Nuevo IRA.

Mejorar la convicencia

El mes pasado, disidentes republicanos intentaron asesinar a varios policías durante un atentado en Craigavon y el pasado mes de abril, una periodista fue asesinada a tiros por disidentes del IRA durante una violenta manifestación en Londonderry.

La posibilidad de una salida del Reino Unido de la Unión Europea sin acuerdo ha reavivado las tensiones en la zona fronteriza entre las dos irlandas. Un 'brexit' duro podría tener como consecuencia volver a levantar otra vez una frontera física, con controles de aduanas y de seguridad, lo que podría alimentar de nuevo la lucha armada.

Los acuerdos de paz del Viernes Santo, de 1998, lograron eliminar las barreras entre los dos territorios, lo que ha contribuido a mejorar y mucho a lo largo de todos estos años la convivencia en la provincia británica.