Ir a contenido

Demandas legales

Cuba rechaza los reclamos sobre el puerto de Santiago bajo la ley Helms-Burton

El reciento "Guillermón Moncada" es requerido por el neurocirujano Jorge Bengoechea, que emigró hace casi seis décadas a Florida

El Periódico

Un crucero noruego llega a La Habana, Cuba.

Un crucero noruego llega a La Habana, Cuba. / Reuters

Cuba repudia las reclamaciones que se han presentado en los Estados Unidos por la propiedad del puerto “Guillermón Moncada” en Santiago, por parte de un particular residente en Florida que dice ser heredero de los antiguos dueños, indicó el portal oficial Cuba Debate.

El puerto de Santiago es reclamado por el neurocirujano Jorge Bengoechea, que emigró hace casi seis décadas de Cuba, que afirma ser el legítimo propietario y que amparado por el Título III de la Ley Helms-Burton, demandó a la compañía de cruceros Carnival, con operaciones en la isla desde 2016.

Cuba Debate indicó que la firma Havana Docks, que dice tener propiedades dentro del puerto habanero, también se querelló contra Carnival, por embarcar y desembarcar a sus pasajeros en una propiedad "sin la autorización de sus dueños".

Confunden la propiedad

El director de la Empresa Servicios Portuarios de Oriente, José Antonio Olivares, aseguró al canal Tele Turquino, que las instalaciones actuales del puerto santiaguero "nada tienen que ver" con las que se encontraban allí a principios de la década de 1960.

“Eran espigones antiguos, tinglados de madera, todavía hay restos de esas instalaciones que fueron quedando atrás en el tiempo por el nivel de deterioro, falta de actualización en sus procesos, en sus inversiones”, explicó Olivares. En mayo fue inaugurada la terminal multipropósito del puerto "Guillermón Moncada", que puede recibir embarcaciones de casi once metros de calado, y en una segunda etapa de hasta trece, con la cooperación durante tres años de especialistas chinos.

El nuevo muelle se alza sobre 142 pilotes enterrados a 26 metros de profundidad, y el puerto cuenta ahora con dos almacenes modernos temporales, con capacidad de hasta 20 mil toneladas, y la automatización del control de las operaciones.

No existía el puerto que reclaman

Las obras fueron calificadas como las más importantes en el oriente de Cuba en 40 años. Olivares sostuvo que a partir de 1960, comenzó un proceso que ha permitido que el cien por ciento de las instalaciones de la Empresa Servicios Portuarios de Oriente "haya sido construido por la Revolución".

El director de la empresa portuaria añadió que el lugar donde fue construida la terminal no existía en 1960, pues es una península artificial que se creó a partir de la acumulación de sedimentos extraídos del fondo del puerto, luego de un dragado realizado en la década de 1980.

La asesora jurídica de la Empresa Servicios Portuarios de Oriente, Inaldis Moreno Arguelles, explicó que el conjunto de inmuebles del puerto de Santiago de Cuba fueron nacionalizados en 1960, y que la terminal de cruceros, donde atracan las embarcaciones de Carnival y otras compañías, se terminó de construir en 1973.