Ir a contenido

ACCIDENTE TURÍSTICO

Siete muertos y 21 desaparecidos en el naufragio de un barco en el río Danubio

En el barco siniestrado viajaban 33 turistas surcoreanos, las autoridaddes húngaras continúan las operaciones de rescate

El Periódico

Siete muertos en el naufragio de un barco en el Danubio. / PETER LAKATOS (EFE / VÍDEO: EFE)

Las autoridades húngaras han elevado a siete el número de muertos en el naufragio de un barco turístico en el río Danubio, a la altura de Budapest, el miércoles. El Ministerio de Asuntos Exteriores de Corea del Sur ha confirmado que los fallecidos eran surcoreanos, mientras que los equipos de rescate continúan la búsqueda de otras 21 personas.

"No me inclino a decir que no hay esperanza, así que preferiría decir que hay una mínima posibilidad (de encontrar más sobrevivientes)", ha dicho Pal Gyorfi, portavoz del servicio nacional de ambulancias, a la televisión estatal. "Hasta el momento hay siete muertos, que no pudieron ser reanimados", ha añadido. Otras siete personas han sido rescatadas y están hospitalizadas pero estables, tras ser tratados contra la hipotermia debido a las bajas temperaturas del Danubio, que no llegan a los 15 grados de máxima.

33 turistas a bordo

Se desconocen aún las causas del accidente del barco 'Sirena' en el que viajaban un total de 33 surcoreanos dos tripulantes húngaros. Las primeras reconstrucciones de los hechos indican que el barco, que efectuaba una gira turística por el tramo budapestino del Danubio colisionó con otro barco más grande hacia las 21.00 hora local del miércoles. 

Aparentemente, el barco volvó tras el choque y se hundió rápidamente al pie del puente Margarita, cercano al emblemático edificio del Parlamento húngaro. Las fuertes corrientes y las intensas lluvias en la capital húngara están dificultando las labores de rescate de los 21 turistas desaparecidos. El pronóstico meterológico prevé que las precipitaciones continúen en los próximos días. 

La fotografía capta el momento en el que el barco (circula grande) está a punto de colisioanar con la embarcación turística /REUTERS

El presidente surcoreano, Moon Jae-in, ha dicho que su país trabajará con el Gobierno húngaro para investigar la causa del accidente. "Lo más importante es la velocidad", ha dicho Moon en una reunión de emergencia, en la que ha instado al uso de todos los canales diplomáticos para garantizar la ejecución rápida de las operaciones de búsqueda y rescate.

Un equipo de rescate de emergencia y especialistas militares se encuentran entre la treintena de funcionarios que Corea del Sur está enviando a Budapest, ha declarado la portavoz presidencial Ko Min-jung y el Gobierno proporcionará asesoramiento a las familias de las víctimas. Entre los turistas a bordo del barco siniestrado había un niño, según ha informado un funcionario de la agencia de viajes de Corea del Sur que reservó la tour del grupo, Lee Sang-moo. 

Labores de rescate

Hasta el momento, la policía solo ha informado de que realiza tareas de salvamento, mientras varios medios electrónicos transmiten en vivo lo que sucede en la zona en torno al tramo del río Danubio donde sucedió el accidente. Las autoridades han desplegado un equipo masivo de rescate: botes, buzos, focos escáneres de radar para recorrer varios kilómetros del río desde el lugar del siniestro.

Mihály Tóth, portavoz de la empresa Panoráma Deck, propietario del barco hundido, ha declarado que por el momento no se conocen los detalles del accidente. "No sabemos qué sucedió, el barco se hundió, no sabemos en qué estado estaba", ha explicado su portavoz. 

El Danubio, una de las principales vías fluviales para el transporte de mercancías en Europa, atraviesa la capital húngara separando sus dos mitades, "Buda" y "Pest", en un tramo de especial atractivo para las excursiones por el hermoso panorama que ofrece de la ciudad.