Ir a contenido

TENSIÓN CON IRÁN

Trump refuerza las tropas en Oriente Próximo y plantea intensificar la venta de armas a Arabia Saudí

El dirigente aprueba el despliegue de 1.500 soldados en medio de la escalada de tensiones con Irán

El Congreso alerta del peligroso precedente de que esquive a las cámaras para vender armamento a Riad

Idoya Noain

Trump refuerza las tropas en Oriente Próximo y plantea intensificar la venta de armas a Arabia Saudí

EFE

Con las tensiones en escalada entre Estados Unidos e Irán, el presidente Donald Trump ha aprobado reforzar la presencia militar en Oriente Próximo. La Administración ha informado al Congreso de la decisión del presidente de enviar unos 1.500 efectivos, un despliegue que acordó tras una reunión el jueves en la Casa Blanca con el secretario de Defensa en funciones, Patrick Shanahan, y otros líderes del Pentágono.

El propio Trump, antes de salir en viaje oficial hacia Japón, ha confirmado el  despliegue y ha declarado: "Queremos tener protección en Oriente Próximo". En la notificación al Congreso, a la que ha tenido acceso la agencia Associated Press, se asegura que "las principales responsabilidades y actividades" de los refuerzos, que se desplegarán en las próximas semanas, son "de naturaleza defensiva". Y ya antes de la reunión del jueves, Shanahan había dicho que el despliegue responde a un trabajo de "disuasión" y de protección de las fuerzas ya presentes en la región. "Esto no trata de guerra", aseguró.

Este refuerzo es modesto comparado a los entre 13.000 y 20.000 efectivos que, según filtraciones, habían solicitado inicialmente los militares al frente de las operaciones en la región. No obstante, las fuentes oficiales también han informado de que están en marcha conversaciones para incrementar aún más la presencia de tropas y recursos, que ya se han estado reforzando.

Polémica venta de armas

Trump, aunque por ahora está frenando los mayores impulsos bélicos de los máximos halcones de su Administración, intensifica la presión sobre Irán en otros frentes, trascendentales para su propia agenda pero que le colocan en camino a un choque con el Congreso, que ya ha exigido más información y pruebas que ratifiquen las valoraciones de la Administración sobre la amenaza iraní. Según varias informaciones, Trump y su equipo se están planteando saltarse a las cámaras y alegar una situación de emergencia para aprobar sin respaldo del Legislativo la venta de armamento a Arabia Saudí y, posiblemente, otros países de la región, como Emiratos Árabes Unidos.

El Congreso, con votos demócratas pero también respaldo de algunos republicanos, aprobó en marzo una legislación para frenar esas ventas por el uso de las armas que la coalición liderada por Arabia Saudí está haciendo en la guerra de Yemen. Los votos no fueron suficientes para superar el veto del presidente y ahora los planes de la Administración hacen saltar las alarmas. "Sienta un precedente increíblemente peligroso de que futuros presidentes puedan vender armas sin ningún control del Congreso", ha advertido el demócrata Chris Murphy.