Ir a contenido

Taiwán, primer país de Asia en legalizar el matrimonio homosexual

La propuesta aprobada por el Parlamento incluye derechos de adopción limitados a las parejas del mismo sexo

Efe / Taipéi

Taiwán, primer país de Asia en legalizar el matrimonio homosexual. / RITCHIE B. TONGO (EFE / VÍDEO: EFE)

El Parlamento de Taiwán ha aprobado este viernes, coincidiendo con el Día Internacional contra la Homofobia, la legalización del matrimonio entre personas del mismo sexo, con lo que el país se convierte en el primero del continente asiático en reconocer esa forma de unión de parejas homosexuales.

Los parlamentarios taiwaneses han debatido tres propuestas diferentes, dos que se referían en general a uniones de parejas del mismo sexo y otra presentada por el Gobierno que legalizaba el matrimonio gay y que ha sido la que finalmente se ha aprobado con una holgada mayoría: 66 votos a favor y 27 en contra.

De las tres propuestas a debate, la del Gobierno era la única que ofrecía además derechos de adopción limitados a las parejas homosexuales y era la única que aceptaban los activistas del movimiento LGTB.

El legislativo taiwanés tenía de plazo hasta el próximo 24 de mayo para regularizar la situación de las parejas del mismo sexo, después de que en el 2017, en una histórica sentencia, el Tribunal Constitucional de la isla considerase que la prohibición del matrimonio homosexual era anticonstitucional.

Apoyo presidencial y en las calles

En las calles de Taipéi, más de 35.000 personas se han manifestado para pedir a los legisladores que no discriminasen a las personas del mismo sexo que quisieran casarse y que votasen a favor de la unión civil igualitaria. "Esperamos que esta sea la última vez que tengamos que venir aquí", ha dicho la coordinadora jefa de la coalición taiwanesa para la igualdad del matrimonio, Jennifer Lu, en una improvisada rueda de prensa a las puertas del Parlamento antes de que comenzara el plenario.

La presidenta taiwanesa, Tsai Ing-wen, también se había mostrado en favor de la ley y había instado a los diputados a "mostrar al mundo que el amor gana". "Tenemos una oportunidad de hacer historia y mostrarle al mundo que los valores progresistas pueden arraigar en las sociedades de Asia Oriental", señaló Tsai antes de la votación.

Por el contrario, Tseng Hsien-ying, presidente de la llamada 'coalición de la felicidad para nuestra siguiente generación', afirmó que Taiwán votó el pasado noviembre en referéndum a favor de mantener la definición de matrimonio tradicional en el Código Penal y consideró que el Gobierno está "pisoteando la voluntad del pueblo".