03 jul 2020

Ir a contenido

EL DRAMA MIGRATORIO

Al menos 70 migrantes muertos al naufragar una patera frente a la costa de Túnez

Otras 16 personas han podido ser rescatadas con vida, la mayoría de ellas ciudadanos de países del África subsahariana

El bote neumático en el que se trasladaban fue avistado por barcos de pesca a unas 40 millas de la costa magrebí

El Periódico

Varios inmigrantes rescatados en alta mar se disponen a desembarcar en el puerto italiano de Lampedusa.

Varios inmigrantes rescatados en alta mar se disponen a desembarcar en el puerto italiano de Lampedusa. / ELIO DESIDERIO (EFE)

Al menos 70 personas han muerto al naufragar la patera en la que pretendían viajar de forma irregular a Europa desde las costas libias, informa la agencia de noticias estatal tunecina TAP. Según la fuente, el bote neumático fue avistado por barcos de pesca locales cuando navega a la deriva en aguas internacionales, a unas 40 millas de la ciudad meridional de Sfax, capital económica de Túnez.

Los pescadores habían avisado a la Marina Nacional tunecina, que llegó a la zona y logró rescatar a otras 16 personas con vida, la mayoría de ellas ciudadanos de países del África subsahariana, que fueron trasladados a un hospital de la localidad.

A finales de abril, el primer ministro tunecino, Youssef Chahed, se mostró preocupado ante el aumento de llegadas de inmigrantes provenientes de Libia, país vecino que se encuentra sumido en una guerra civil desde el 2011.

"Tememos que la experiencia del 2011, con la llegada de refugiados a Túnez, se repita", declaró el jefe del Gobierno en alusión a los combates que desde hace un mes se libran en Trípoli entre el Gobierno reconocido por la ONU en la capital y las tropas bajo el mando del mariscal Jalifa Hafter, el hombre fuerte del país.

En busca de seguridad

El mariscal, que tutela un gobierno propio con sede en Tobruk, inició el cerco a Trípoli el pasado 4 de abril, durante la visita oficial a la capital libia del secretario general de la ONUAntonio Guterres, en un claro mensaje a la comunidad internacional.

En las casi tres semanas de combates han muerto más de 550 personas, mientras alrededor de 2.000 resultaron heridas y más de 30.000 se han visto obligadas a desplazarse de forma interna, según la Organización Mundial de la Salud. Los combates han afectado igualmente a los miles de migrantes que están confinados en centros de detención del sur de Trípoli y a los que se intenta trasladar a lugares más seguros en el norte de la ciudad.

Las playas que se extienden entre Trípoli y la frontera con Túnez se han convertido en los últimos dos años en el principal bastión de las mafias que trafican con seres humanos, pese a la presencia de patrulleras europeas.

El saldo de la tragedia

Coincidiendo con esta nueva tragedia del Mediterráneo, el director de la oenegé Proactiva Open Arms, Òscar Camps, ha denunciado la muerte de al menos 250 personas en el Mediterráneo durante los cien días que el buque de la organización estuvo bloqueado en el puerto de Barcelona.

Así lo ha expresado el activista catalán este viernes en un acto de la Barcelona School Management (BSM) de la Universitat Pompeu Fabra (UPF). El Open Arms zarpó el 23 de abril del puerto de Barcelona, donde llevaba bloqueado por Capitanía Marítima más de cien días, para llevar ayuda humanitaria a los puertos griegos de Samos, Lesbos y Tesalónica, pero no para participar en tareas de rescate de inmigrantes en el Mediterráneo central. 

El año pasado fallecieron en el Mediterráneo un total de 2.297 personas; en el 2017 la cifra fue de 3.139 personas, mientras que en el 2016 fueron 5.143 por las 3.783 del 2015 y las 3.283 del año anterior. Según datos de la Organización Internacional para las Migraciones, organismo vinculado a Naciones Unidas, más de 113.000 migrantes lograron atravesar en 2018 el Mediterráneo y llegar a las costas de Europa a través de las tres rutas principales de la migración irregular, que desembocan en Italia, España y Grecia.