29 feb 2020

Ir a contenido

La fuerza de la extrema derecha

Vox se sitúa a la cola en porcentaje de votos de los partidos ultras de Europa

La formación de Abascal, con el 10,26% de las papeletas, solo es superado por debajo por Amanecer Dorado en Grecia, con el 7%

El Periódico

Acto de celebración de los resultados de ayer de Vox en Madrid.

Acto de celebración de los resultados de ayer de Vox en Madrid. / AFP / OSCAR DEL POZO

A lo largo de los últimos años la extrema derecha ha crecido de manera espectacular en todos los países europeos y tiene ahora como principal objetivo entrar con fuerza al Parlamento Europeo en las elecciones del 26 de mayo. Las encuestas auguran que lograrán su objetivo.

Pero los sondeos no siempre son de fiar y una muestra de ello fue el revés que sufrió en las elecciones de ayer en España la formación Vox, a pesar de haber entrado por primera vez en el Parlamento y con nada más y nada menos que 24 diputados.  Las expectactivas del partido de Abascal, sin embargo, eran  mucho más optimistas y casi triplicaban esa cifra.

Con este resultado, los ultras españoles se colocan a la cola de las formaciones de extrema derecha más relevantes de Europa, superados en porcentajes de votos por todas las fuerzas afines a su ideología excepto en Grecia, con Amanecer Dorado, que logró en las últimas elecciones griegas el 7% de los votos.

En los comicios de ayer, Vox obtuvo el 10,26% de las papeletas, nada mal si se tiene en cuenta el crecimiento que ha tenido entre el electorado en tan poco tiempo, un apoyo, sin embargo, que está lejos del que han logrado en las urnas otros partidos de extrema derecha o populistas de derecha en el resto del continente.

Últimas elecciones

Los que encabezan la listas de más apoyos son el Fidesz de Hungría, del primer ministro Viktor Orbán, con el 44,7%; el PIS de Polonia, con el 37,6%; o el FPÖ austriaco, que en las últimas elecciones logró el 26%.  Todos estos partidos además forman parte de sus respectivos gobiernos, ya sea en solitario, como es el caso de los dos primeros, o en coalición, en el caso de Austria.

En porcentaje de votos, los de Abascal se han quedado a diez puntos del partido de Marine Le Pen en Francia, a siete de la Liga de Matteo Salvini en Italia, y también a siete de los ultras finlandeses o suecos. El Partido para la Libertad (PVV) holandés de Geert Wilders logró en los últimos comicios el 13.1%, mientras que Alternativa para Alemanaia (AfD), de Jörg Menthen, un 12,6%.