25 sep 2020

Ir a contenido

ALARMA EN EL REINO UNIDO

Muere un joven español apuñalado en Londres

La nueva víctima se suma a los dos adolescentes muertos el fin de semana

Begoña Arce

Flores en el barrio de Leyton donde murió asesinado David Martínez.

Flores en el barrio de Leyton donde murió asesinado David Martínez. / NIKKLAS HALLE / AFP

La última víctima de la ola de agresiones con arma blanca que ensangrienta Gran Bretaña es un español que la Policía Metropolitana de Londres ha identificado como David Martínez, de 26 años. El asesinato tuvo lugar en la tarde del miércoles en el barrio de Leyton ,al este de la capital.

El comunicado divulgado por Scotland Yard indica que, "se ha abierto una investigación por asesinato, después de la policía recibiera una llamada informado de un apuñalamiento en North Birkbeck Road E11 a las 16,26 del miércoles". Los servicios de emergencia no pudieron hacer nada por salvar a la víctima que falleció 40  minutos más tarde.  La familia de Martínez fue  informada de lo ocurrido.

"Van a por mí"

Los agentes creen que, "el ataque fatal tuvo lugar cerca de un domicilio cercano", y que "la víctima dejó el lugar antes de desplomarse en la calle". También creen que el fallecido y su agresor se conocían. En el comunicado los agentes subrayan que el incidente no está relacionado con los enfrentamientos entre bandas, que se han convertido en una epidemia en la sociedad británica.

Según una testigo que cita el Daily Mail, David Martínez salió corriendo de una casa cercana, descalzo y gritando: "¡Ayuda!, Van a por mí", después de recibir varias puñaladas y acabar desplomándose en la calle. Algunos de los presentes intentaron ayudarle, tratando de taponar las heridas, mientras el sospechoso del ataque huía del lugar.  

El suceso ha tenido lugar en medio de la alarma general por el creciente número de apuñalamientos y ataques con arma blanca en el país.

El asesinato del joven español no es desgraciadamente el último. Este mismo jueves a las 14.15 hora local, un adolescente, aún no identificado, ha muerto a consecuencia de un apuñalamiento múltiple en West Kensington. "Con tristeza y espanto he sabido que otro joven ha perdido la vida como resultado de los crímenes con cuchillos", ha señalado en un comunicado el alcalde de Londres, Sadiq Khan, quien pide a cualquiera que tenga información sobre el suceso, que colabore con la policía. También ha fallecido un hombre de 37 años cuya identidad no ha sido difundida, que fue hallado tras recibir varias puñaladas el domingo en el barrio de Soho.   

Fin de semana sangriento

Durante el fin de semana murieron dos menores en incidentes similares --una adolescente de 17 años  fue apuñalada por la espalda en un parque en Londres y un joven de la misma edad  apuñalado en una localidad cercana a Mánchester--, lo que elevó a 24 el número de fallecidos en lo que va de año en ataques de este tipo.

Entre marzo de 2017 y marzo de 2018 hubo 285 homicidios con armas blancas, la cifra más alta desde que se inició el registro de este tipo de sucesos en 1946, según datos recogidos por la agencia de noticias Reuters. 

 La crisis ha alcanzado a la primera ministra, Theresa May criticada por negar que exista una “relación directa” entre el recorte en el número de fuerzas policiales y la ola de asesinatos entre los más jóvenes. Su propio ministro de Interior, Sajid Javid, ha respaldado la solicitud de los mandos policiales que piden un presupuesto extra de 15 millones de libras para atajar la actual situación.  La jefa de Scotland Yard, Cressida Dick, no ha descartado la posibilidad de pedir ayuda al ejército para controlar las zonas especialmente violentas.

Austeridad y drogas 

La política de austeridad que ha venido practicando desde hace años el gobierno conservador se han traducido en la liquidación de servicios de salud mental, cierre de centros para jóvenes y para víctimas de la violencia doméstica, junto a un grave empeoramiento de las condiciones carcelarias. Ha aumentado también el consumo de drogas entre las clases medias y con ello han proliferado las bandas que distribuyen cocaína y heroína procedente de Colombia, México y Afganistán. En muchas ocasiones son jóvenes, a menudo menores de edad, los encargados de venderlas a los locales. Otro factor es el número cada vez mayor de niños y adolescentes expulsados de los centros escolares, así como los jóvenes sin hogar, que acaban atrapados en las bandas organizadas.

Primeros auxilios

Un grupo de profesionales de la medicina están enseñando a los alumnos de escuelas en zonas donde lo ataques con cuchillos son habituales, cómo detener una hemorragia causada por un arma blanca. StreetDoctors organiza charlas y sesiones sobre ayuda de emergencia, con el objetivo también de que los estudiantes comprendan las consecuencias de la violencia desde el punto de vista médico.

Temas Reino Unido