Ir a contenido

GASTO PÚBLICO

Italia plantea un nuevo presupuesto que Bruselas considera "insuficiente"

Roma ofrece bajar su déficit previsto para el 2019 al 2,04%

Rossend Domènech

Pierre Moscovici, comisario europeo  de Asuntos Económicos.

Pierre Moscovici, comisario europeo  de Asuntos Económicos. / FRANÇOIS LENOIR (REUTERS)

Italia ha dado marcha atrás en su empeño de aprobar unos presupuestos para 2019 con un déficit del 2,4% y ha negociado con la Unión Europea, un 2,04%, lo que se traduce en 7.000 millones menos de gasto.

Tras una reunión con Jean-Claude Juncker, presidente de la Comisón Europea, el primer ministro de Italia, Paolo Conte, ha anunciado que se han realizado “buenos progresos” con la UE, que había amenazado a Italia con un procedimiento de infracción si hubiese insistido en el 2,4%. Con una deuda superior al 131%, Roma no se podía permitir una medida tan drástica de la UE, que habría sido la primera vez que se aplicaba.

El comisario europeo de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, ha considerado que el nuevo presupuesto presentado por Italia, que prevé situar el déficit en el 2,04 % del PIB, es "un paso en la buena dirección" pero "insuficiente" ante las exigencias comunitarias.

"No podemos transigir" con las normas fijadas en el Pacto de Estabilidad, ha indicado el comisario en una comparecencia ante el Senado francés, donde señaló que la Comisión Europa mantiene el diálogo con Roma para situar las cuentas de 2019 en la buena senda.

Ahora el problema de Conte será con sus socios en el Ejecutivo, la Liga y los indignados del Movimiento 5 Estrellas, populista el primero, sin un rumbo fijo el segundo, ya que ambos deberán remodular sus expectativas.

Al final de la jornada en Bruselas, Conte declaró que permanecen las medidas estrella de los dos partidos que le sostienen, la conocida como 'renta de ciudadanía' (780 euros mensuales para los parados y pobres) y la flexibilización de las medidas para jubilarse. 

En el primer borrador presupuestario de Italia, la ayuda a parados iba a ser financiada con un fondo de 9.000 millones de euros y la reforma de pensiones con unos 7.000 millones de euros, si bien se desconoce por el momento si estas acciones sufrirán recortes tras la nueva propuesta de déficit por parte de Roma.

La reacción de Emanuel Macron en Francia frente a los 'chalecos amarillos' ha envalentonado a los italianos. Ahora “se abrirá un caso Francia”, ha dicho Luigi Di Maio, vicepresidente del gobierno por los indignados (M5S).