Ir a contenido

Desigualdad social

El Papa Francisco dice que es necesario escuchar los "gritos de los pobres" y ayudarlos

El sumo pontífice aseguró que el actual sistema no permite que los más necesitados puedan levantar la voz

El Periódico

El papa Francisco, en la audiencia de los miércoles en la plaza del Vaticano.

El papa Francisco, en la audiencia de los miércoles en la plaza del Vaticano. / FABIO FRUSTACI

El Papa Francisco denunció con una metáfora la grave situación de desigualdad que se vive actualmente en todo el mundo y aseguró que el "estruendo de unos pocos ricos" impide oír el "grito de los pobres", esto durante el transcurso de la segunda Jornada Mundial de los Pobres.

El pontífice celebró la misa en la basílica de San Pedro de Roma, en presencia de 6.000 personas pobres y consciente de su realidad, aseguró que "la injusticia es la raíz perversa de la pobreza", por lo que dijo que "el grito de los pobres es cada día más fuerte pero también menos escuchado, sofocado por el estruendo de unos pocos ricos, que son cada vez menos pero más ricos".

Escuchar a los más necesitados

"Pidamos la gracia de escuchar el grito de los que viven en aguas turbulentas", añadió. "Es el grito de tantos Lázaros que lloran, mientras que unos pocos epulones banquetean con lo que en justicia corresponde a todos", y para comnezar a poner el ejemplo del cambio que se necesita, después de los eventos el papa se reunió y comió en el Vaticano con 3.000 personas desfavorecidas.

Ante el clima de alta necesidades que viven millones de personas, el Papa también recalcó que el Vaticano proporciona atención médica gratuita y el año pasado, con motivo de la primera Jornada Mundial de los Pobres, más de 600 personas recibieron cuidados médicos.

Y estas actividades se llevan a cabo también en otras diócesis en Italia y en el mundo. Desde el inicio de su pontificado en 2013, el papa denuncia la "globalización de la indiferencia" y reitera que quiere una "Iglesia pobre para los pobres".