Ir a contenido

PROTESTAS EN ITALIA

Unas 15.000 personas en las manifestaciones en Milán contra de la cumbre Salvini - Orban

Laura Boldrini, expresidenta de la Cámara, también salió a la calle para defender los valores democráticos frente a la amenaza populista y xenófoba

Annalisa Girardi

Los manifestantes en Milán con sus pancartas que llevaban el eslogan Nuestra Europa no tiene fronteras, somos todos clandestinos. 

Los manifestantes en Milán con sus pancartas que llevaban el eslogan Nuestra Europa no tiene fronteras, somos todos clandestinos.  / Matteo Bazzi (ANSA)

Unas 15.000 personas han protestado en plaza San Babila en Milán en contra de las políticas xenofobas del ministro del Interior, Matteo Salvini, mientras éste se reunía con Viktor Orbán, primer ministro de Hungría, sellando una alianza contra la inmigración. Las manifestaciones, que tuvieron lugar a unos 100 metros de la así llamada "cumbre de la intolerancia", han sido apoyadas por diferentes organizaciones, incluyendo a partidos políticos de oposición como el Partido Democrático y Libres e Iguales. 

"Se está organizando una nueva resistencia", dijeron los organizadores, mientras los manifestantes mostraban sus banderas con el eslogan "Europa sin murallas" y expresaban su desacuerdo con las políticas racistas y segregacionistas tan en boga entre las fuerzas xenófobas del continente. "Salvini debe dejar de jugar con las vidas de los migrantes. Organizamos una manifestación cerca de la cumbre para recordar a ambos líderes el valor de la solidaridad y de la acogida", se escribió en la pagina Facebook del evento. 

Amenaza populista

"La Europa de Orbán no es la nuestra.", difundió en sus redes sociales el asesor de las políticas sociales de Milán, Pierfrancesco Majorino. "Estamos asistiendo a una situación de regresión peligrosa donde los esfuerzos de la Marina italiana y de las oenegés han sido neutralizados en unos meses por un Gobierno cruel. A Salvini hay que decirle que no nos llevará de vuelta a la Edad Media", ha agregado. 

En la manifestación participó también Laura Boldrini, expresidenta de la Cámara de los Diputados y figura clave de la oposición a Salvini, quien destacó la importancia de "defender los valores democráticos y el futuro de las próximas generaciones ante la amenaza populista que quiere que Italia retroceda y que Europa sea destruida, como aquellos derechos que han convertido a nuestro continente en un faro de civilización".  

Destruir a la humanidad 

"Nos han llamado taxis marítimos y vicetraficantes", ha dicho Riccardo Gatti, comandante de uno de los buques de Open Arms, en un discurso dirigido a los manifestantes. "El Gobierno le está dando más barcos a los guardacostas libios, pero nosotros hemos visto lo que hacen, cómo tratan a los migrantes y violan sus derechos. Ya no hablan los que mueren en el mar, quieren destruir a la humanidad, pero viendo (el aspecto de) esta plaza, no creo lo consigan".

Temas: Hungría Italia

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.