Ir a contenido

EFECTOS DE LA DESIGUALDAD MUNDIAL

Salvini amenaza a la UE con devolver a 177 inmigrantes a Libia

El Gobierno de Roma mantiene la prohibición de que el buque guardacostas 'Diciotti', que lleva a los rescatados, desembarque en un puerto italiano

El ministro Toninelli reclama a la UE que sancione a Malta por no acoger a los expatriados

Unos activistas cuelgan una pancarta a favor de los refugiados durante el desembarco de inmigrantes llevado a cabo el 13 de junio en el puerto de Catania (Sicilia) por el barco de los Guardacostas italianos Diciotti.

Unos activistas cuelgan una pancarta a favor de los refugiados durante el desembarco de inmigrantes llevado a cabo el 13 de junio en el puerto de Catania (Sicilia) por el barco de los Guardacostas italianos Diciotti. / Salvatore Cavalli

“O la Unión Europea se hace cargo de ellos, o bien los devolvemos a Libia y así interrumpiremos definitivamente el negocio de los traficantes de personas”. Matteo Salvini, ministro de Interior, prosigue su pulso con la UE por los 177 emigrantes acogidos a bordo de la unidad militar Diciotti.

El ministro de la Liga ha prohibido a la nave la entrada al puerto de la isla de Lampedusa, frente al cual se encuentra desde el jueves, tras haberles rescatado en aguas de Malta, pequeño país que tambien rechaza su acogida, aduciendo que, cuando la Diciotti les salvó, “no corrían ningún peligro”. “Si se ha tratado de un salvamento, tienen que ir a Lampedusa (Italia)”, ha insistido Michael Farrugia, titular de Interior de Malta.

“Se trata de un paradójico callejón sin salida”, escriben varios diarios italianos del domingo, ricordando que ya en julio pasado el presidente de la República tuvo que intervenir, contra la orden de Interior, para que una unidad militar italiana pudiera desembarcar a un grupo de emigrantes.

La nave Acquarius que en los pasados meses esperó cinco días frente a Malta y después fue desviada hacia Valencia, se encuentra de nuevo en el Canal de Sicilia, esta vez con solo cinco emigrantes a bordo. La Guardia Costera tunecina le ha pedido que se los entregue y ellos se han negado, argumentado que personal de Acnur (ONU) estaba por salir a bordo. El sábado las autoridades tunecinas dispararon contra un bote con 20 emigrantes, matando a tres..

Danilo Toninelli, ministro de Transportes, de quien dependen los puertos, ha escrito que el asunto de “la Diciotti demuestra que Italia no se ha echado nunca atrás cuando se trata de salvar vidas humanas”, pero que “la conducta de Malta es una vez más incalificable y merecedora de sanciones”. “La UE de un paso adelante y abra sus puertos a la solidariedad, de otro modo no tiene motivos para existir”, ha escrito.

“Se trata de un chantaje criminal”, ha respondido Pippo Civatti, de la oposición de izquierdas, calificando a amenaza de devolver los 177 a Libia como “el peor acto de un gobierno que ya ha pisoteado los derechos humanos”.

Además del pulso con la UE, Salvini está librando otro con la Guardia Costera de su país, cuyo comandante, almirante Giovanni Pettorino, había definido los salvamentos que realizan  sus unidades como “un compromiso gravoso que cumplimos con la conciencia de honrar el juramento prestado de observar la Constitución y las leyes”. “Pasar como trasbordadores de emigrantes es inconcebible”,  había dicho en la pasada fiesta del cuerpo.

0 Comentarios
cargando