Ir a contenido

ERUPCIÓN

La lava del volcán Kilauea entra en contacto con el océano y genera nubes de ácido mortales

Reuters

Vista aérea de la costa de Pahoa, tapadas en parte por unas nubes tóxicas  / Servicio Geologico de los Estado

Vista aérea de la costa de Pahoa, tapadas en parte por unas nubes tóxicas 
Vista aérea de la costa de Pahoa, tapadas en parte por unas nubes tóxicas 

/

Nubes de ácido mortales y finos fragmentos de vidrio sobrevuelan Hawai hoy lunes. El motivo: la lava del volcán Kilauea ha entrado en contacto con el océano. La agencia de Defensa Civil de Hawai ha advertido a los automovilistas, navegantes y visitantes de la playa que tengan cuidado con el humo, pues la inhalación de esta sustancia puede resultar mortal.

La erupción no muestra signos de detenerse. De hecho,  ha entrado en una fase más violenta, en la cual grandes cantidades de roca fundida anaranjada, más caliente y más rápida que el magma más viejo, están saliendo de las grietas. "Hemos visto la Fase 1. Hemos visto la limpieza del sistema. Llamamos a eso la fase de 'limpieza de garganta'", ha Carolyn Pearcheta, geóloga del Observatorio de Volcanes de Hawai.

La lava ha destruido por el momento al menos 44 hogares y varias infraestructuras en el área de Leilani Estates y Laipuna Gardens, en el distrito de Puna. Dos mil personas han recibido órdenes de salir de sus hogares debido a los flujos de lava y el gas tóxico de dióxido de azufre, cuyos niveles se han triplicado en los últimos dos días, según la Defensa Civil del Condado de Hawai.

Ácido clorhídrico

La nueva amenaza es una mezcla de ácido clorhídrico, vapor y partículas de vidrio volcánico. Esta peligrosa nube podría extenderse hasta 15 millas (24 km), principalmente a lo largo de la costa y en alta mar, y podría provocar una lluvia ácida que tiene propiedades corrosivas equivalentes al ácido diluido de la batería, afirmó el Servicio Geológico de los EE. UU.