Ir a contenido

SUDESTE ASIÁTICO

Al menos 13 muertos y 40 heridos en 3 atentados en iglesias de Indonesia

Seis miembros de un clan familiar son los responsables de los acciones suicidas

Se trata del peor ataque contra la minoría cristiana en el país asiático desde el 2000

Adrián Foncillas

Miembros de las Fuerzas de seguridad indonesia inspeccionan los restos de la explosión de uno de los tres atentados que se han registrado en Surabaya.

Miembros de las Fuerzas de seguridad indonesia inspeccionan los restos de la explosión de uno de los tres atentados que se han registrado en Surabaya. / STRINGER (EFE)

Una familia ha cometido este domingo tres atentados suicidas en Indonesia que han dejado al menos 13 muertos y 41 heridos. El objetivo han sido las iglesias cristianas de Surabaya, la segunda ciudad del país del sudeste asiático. Los ataques son los peores que sufre la minoría cristiana en las últimos 18 años y fueron reclamados por el Estado Islámico (ISIS).

Los atentados fueron ejecutados por una pareja y sus cuatro hijos a primera hora de la mañana. El hombre se inmoló con un coche bomba, dos hijos de 16 y 18 años utilizaron una motocicleta y la mujer se hizo acompañar de sus hijas de 9 y 12 años para su ataque, según la policía.

El primer atentado llegó en la Iglesia Católica Romana de Santa Maria de Surabaya y pocos minutos después se sucedieron en la Iglesia Cristiana de Diponegoro y en la Iglesia de Pantekosta, desveló el portavoz policial. Un testigo ha descrito el atentado perpetrado por la mujer en la prensa local. “Los agentes de policía la bloquearon frente a la iglesia pero ella los ignoró y consiguió entrar. Entonces fue a abrazarse a un civil y la bomba explotó”, ha señalado un guardia de seguridad. En los recintos religiosos fueron encontrados hasta cinco bombas caseras que no explotaron y fueron detonadas después por los artificieros. Las imágenes televisivas muestran trozos de cemento arrancados y múltiples cristales rotos en la entrada de la Iglesia de Santa María.

Un comerciante describió otro atentado: “Vi a dos hombres sobre una moto intentado entrar en el patio de la Iglesia. Uno llevaba pantalones negros y otro una mochila en su espalda. Poco después escuché la explosión”, dijo.

Centro de detención

Los ataques llegan apenas días después de un motín con rehenes protagonizado por activistas islámicos en un centro de detención cercano a la capital que terminó con nueve muertos.

Indonesia, el país con más musulmanes del mundo, había sido tradicionalmente un ejemplo de convivencia entre religiones, pero los movimientos radicales del islam han ganado terreno en los últimos años y los ataques a minorías religiosas como la cristiana han aumentado. Uno de los mayores peligros en el sudeste asiático son los activistas del Estado Islámico que han regresado tras varios años peleando en Siria y otros países donde la organización sufre el acoso de las fuerzas occidentales. La familia que ha atentado hoy en Surabaya había vivido en Siria, ha confirmado la policía.

0 Comentarios
cargando