Ir a contenido

TROPIEZO DIPLOMÁTICO

Agentes de EEUU instaron a un ministro canadiense sij a quitarse el turbante

Los agentes fronterizos quisieron que el político se retirara la prenda a pesar de haber pasado los controles de seguridad del aeropuerto

El Periódico

Imagen de archivo del primer ministro canadiense, Justin Trudeau, y el ministro de Innovación, Ciencia y Desarrollo Económico, Navdeep Bains. 

Imagen de archivo del primer ministro canadiense, Justin Trudeau, y el ministro de Innovación, Ciencia y Desarrollo Económico, Navdeep Bains.  / CHRIS WATTIE (AFP)

La Administración estadounidense ha ofrecido sus disculpas a uno de los ministros canadienses del Gobierno de Justin Trudeau, el político sij Navdeep Bains, después de que éste denunciara en una entrevista al medio canadiense Le Presse que agentes de seguridad del aeropuerto de Detroit quisieron obligarlo a retirarse el turbante, una prenda de uso obligatorio en su religión. 

Según ha relatado el propio Bains, el incidente tuvo lugar el pasado abril. El ministro de Innovación, Ciencia y Desarrollo había superado ya los controles de seguridad habituales, incluido el detector de metales, cuando los agentes fronterizos lo interceptaron para realizar un procedimiento adicional. 

"Hice los controles de seguridad sin revelar mi identidad como ministro" ha explicado Bains. "Lo hago intencionadamente para entender mejor aquello por lo que tiene que pasar la gente ordinaria cuando se enfrentan a personas en una posición de autoridad". 

Inmunidad diplomática

Los agentes, entonces, realizaron un chequeo para detectar residuos de productos químicos que dio un falso positivo. Tras solicitar que se quitara el turbante, el ministro quiso saber "por qué tendría que quitarme el turbante si el detector de metales ha funcionado correctamente", ha contado el político. 

Una segunda prueba dio negativo y los agentes fronterizos permitieron a Bains dirigirse a su puerta de embarque. Sin embargo, antes de que embarcar, el ministro fue nuevamente retenido por un guardia de seguridad que quiso que pasara nuevos controles y que se quitara el turbante. Fue entonces cuando el ministro mostró a los guardias su pasaporte diplomático, que al saber su identidad le dejaron embarcar sin más requerimientos. 

"Me quedé mudo... Estaba a punto de embarcar y me pidieron que me quitara mi turbante. Pero en cuanto supieron de mi estatus diplomático me dijeron que todo estaba bien. Esa no es una respuesta satisfactoria" ha denunciado el ministro canadiense.

Comunidad sij en Canadá

En el 2007, Estados Unidos modificó sus políticas para permitir a los practicantes del sijismo mantener sus turbantes durante los protocolos de seguridad. En la cultura sij, el turbante es una prenda obligatoria para los varones adultos, quienes siempre deben llevarlo en público.  

Canadá, con una importante comunidad sij, es el país con más ministros sij del mundo. En las elecciones del 2015, 20 políticos sij fueron elegidos como miembros del Parlamento y cuatro fueron designados ministros. "Desgraciadamente este tipo de incidentes ocurren de vez en cuando, especialmente a las minorías, pero nunca debería convertirse en la norma" ha reivindicado Bains.