Ir a contenido

Elecciones legislativas

La derecha contraria a la paz muestra su fuerza en Colombia

El Centro Democrático de Uribe es el partido más votado y sitúa a Iván Duque como favorito para las presidenciales

Los exguerrilleros de las FARC obtienen en mal resultado en su primera cita electoral tras abandonar las armas

Abel Gilbert

El candidato del Centro Democrático a las presidenciales de mayo, Iván Duque, celebra la victoria de su partido en las elecciones legislativas.

El candidato del Centro Democrático a las presidenciales de mayo, Iván Duque, celebra la victoria de su partido en las elecciones legislativas. / REUTERS

Colombia tuvo finalmente un escenario que creía imposible: elecciones sin conflicto armado. El abandono de las armas de las FARC y el cese al fuego unilateral del ELN, la última guerrilla que busca alcanzar un acuerdo con Juan Manuel Santos antes que abandone la presidencia, ofrecieron a los comicios legislativos y las primarias de los candidatos de la derecha y la izquierda, condiciones inéditas de realización. No toda la sociedad celebra ese cambio político sustancial en un país que vivió más de siglo sometido a la lógica de las armas. Unos 15 millones de colombianos, menos de la mitad del padrón electoral, renovaron el Parlamento que acompañará o será un socio díscolo del candidato a presidente que resulte ganador el 27 de mayo o, en su defecto, en la segunda vuelta del 17 de junio. Los principales aspirantes a reemplazar a Santos tomaron nota.

El Centro Democrático, la agrupación fundada por el expresidente Álvaro Uribe sobre el manifiesto repudio a la paz, ganó en las urnas su condición de primera fuerza política parlamentaria. Alvaro Duque, su candidato a presidente, contará con 19 senadores y 32 representantes, y la alianza fáctica de 15 legisladores del Partido Conservador. La fuerza de  Germán Vargas Lleras, un estrecho colaborador de Santos con deseos de jugar en mayo un juego propio en mayo, consiguió  16 senadores y 30 escaños en la otra cámara. El centroizquierda del aspirante presidencial Sergio Fajard y Antanas Mockus se quedó con un total de 26 legisladores. El Partido Liberal llevará 50 de los suyos a ambas cámaras. 

El retorno del Uribismo

El propósito del uribismo es claro: retornar al poder y reordenar el país surgido de los acuerdos de paz. El casi seguro rival de Duque en la contienda de mayo y junio sería el exalcalde bogotano y ex integrante del M-19, Gustavo Petro. Aunque no le fue bien en las legislativas, casi tres millones de personas avalaron sus aspiraciones en las primarias. Será el único que estará en condiciones de reunir alrededor suyo un rechazo a la vuelta de la derecha más dura.

El debut electoral de Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC), el partido heredero de la guerrilla, tuvo el sabor de un fiasco: sus candidatos apenas consiguieron un 0,34% de votos y  0,22 %, respectivamente. A pesar de ese magro resultado, y en virtud de los acuerdos de La Habana, la FARC se ha asegurado cinco escaños en cada cámara legislativa durante dos períodos consecutivos.  Los seguidores de Santos, el otro artífice en su momento ponerle fin al conflicto armado, apenas obtuvieron el 12% de los votos. La paz no pareció ser un lema atractivo.

El fenómeno Mockus

Los comicios del domingo estuvieron cargados de previsibilidades pero también sorpresas. Tras ocho años de distancia de la vida política más intensa, 536.252 colombianos le dieron al exalcalde de Bogotá Antanas Mockus, líder de los Verdes, la posibilidad de volver al Senado. En las presidenciales de 2010 había sido derrotado por Santos. Filósofo, matemático y dueño de un carisma particular, Mockus,  fue el segundo candidato más votado. Ya vislumbra una campaña presidencial tensa. "Nos van a meter miedo de lado y lado, media sociedad se va a asustar frente a Petro y media sociedad se va a asustar frente a Duque y vamos a quedar atrapados en eso, entonces no nos dejemos echar ese cuento, escribamos otro cuento que sea más bonito, que dé más orgullo, que nos una", dijo..

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.