Ir a contenido

GUERRA DE SIRIA

Caen los dos últimos 'beatles', los yihadistas que secuestraron a Marginedas

Combatientes kurdosirios detienen a los miembros que quedaban libres de la célula que decapitó a decenas de rehenes occidentales

El Periódico

Dos miembros de las Fuerzas Democráticas de Siria (SDF), en la ciudad de Raqqa, el domingo.

Combatientes kurdosirios en la ciudad de Raqqa. / REUTERS / RODI SAID

Combatientes kurdosirios han detenido a Alexanda Kotey y El Shafee Elsheikh, los dos yihadistas británicos que quedaban en libertad de la brutal célula del Estado Islámico (EI) conocida como 'los Beatles', según funcionarios estadounidenses citados por la BBC, que no han dado detalles sobre las circunstancias de la captura.

El Departamento de Estado de EEUU atribuye a la célula de 'los Beatles' –apodada así por el acento británico de sus cuatro miembros, todos ellos del oeste de Londres– la decapitación de al menos 27 rehenes occidentales, entre ellos los periodistas estadounidenses James Foley y Steven Sotloff, los cooperantes británicos David Haines Alan Henning y el estadounidense Peter Kassig. El grupo yihadista secuestró, mantuvo cautivos y torturó a muchos más, entre ellos el reportero de EL PERIÓDICO Marc Marginedas. Capturado en Siria en septiembre del 2013 y liberado seis meses después, Marginedas narró su cautiverio en las páginas de este diario.

'John el yihadista' y sus secuaces

El cabecilla del grupo era Mohammed Emwazi, apodado 'John el Yihadista', quien fue uno de los extremistas más buscados del mundo hasta que murió en un ataque aéreo con drones en la ciudad siria de Raqqa (este) en el 2015. Nacido en Kuwait, él era el enmascarado que aparecía en los terribles vídeos difundidos por el Estado Islámico ejecutando a los rehenes. El cuarto 'beatle', Aine Davis, fue encarcelado en Turquía el año pasado, bajo cargos de terrorismo y la acusación de ser un miembro prominente del Estado Islámico. 

En cuanto a los dos capturados ahora, Kotey, de 34 años y de origen ghanés y grecochipriota, es acusado por el Departamento de Estado de EEUU de haber participado en la tortura de rehenes con "métodos excepcionalmente crueles", como las descargas eléctricas y la simulación de ahogo, además de haber actuado como reclutador del EI. Elsheikh, de 29 años y cuya familia huyó de Sudán en los años 90, ejercía también de carcelero y "se ganó una reputación" como torturador con ejecuciones simuladas y  crucifixiones.

Según 'The New York Times', la detención de ambos fue comunicada por las Fuerzas Democráticas Sirias (SDF por sus siglas en inglés) a sus aliados estadounidenses a mediados de enero, y sus identidades han sido confirmadas mediante sus huellas dactilares y otros datos biométricos.  

0 Comentarios
cargando