Ir a contenido

Logro republicano

Trump acaricia su primera gran victoria en el Congreso con la reforma fiscal

La masiva rebaja de impuestos impulsada por los republicanos beneficiará principalmente a las grandes empresas y las rentas más altas

Ricardo Mir de Francia

Trump en la ceremonia de encendido de las luces de Navidad, el 30 de noviembre.

Trump en la ceremonia de encendido de las luces de Navidad, el 30 de noviembre. / GETTY IMAGES / PAUL MORIGI

Casi once meses después de llegar a la Casa Blanca, Donald Trump acaricia su primera gran victoria legislativa. Sin un solo apoyo de la minoría demócrata, los republicanos ultiman en el Congreso una de las mayores reformas tributarias de las últimas décadas, que se traducirá en una masiva rebaja de impuestos, principalmente para las grandes empresas y las rentas más altas.

La tramitación del proyecto de ley está muy avanzada, después de que el Senado aprobara este sábado su versión de la ley por la vía rápida. Ahora solo les falta conciliarla con la versión de la Cámara baja para que el presidente pueda firmar la reforma antes de final de año, lo que dará a su partido un elemento tangible para vender durante la campaña a las legislativas que comenzará a principios de 2018.

Como ya hicieron durante su frustrado intento para revocar la reforma sanitaria de Barack Obama, la mayoría republicana en el Senado aprobó su proyecto de ley de forma extraordinariamente apresurada, sin tiempo para que los legisladores pudieran siquiera leerse las 500 páginas de la reforma. El trámite se hizo con tanta celeridad que el documento incluye varias enmiendas de última hora anotadas a mano en los márgenes del documento.

Engordar el déficit

De nada sirvieron las protestas de los demócratas, que ven en la iniciativa una estratagema para redistribuir la riqueza a costa de engordar el déficit por la mayúscula caída en la recaudación fiscal que provocará el recorte de impuestos, cifrado en 1.4 billones de dólares durante la próxima década. Ningún demócrata votó a favor de la propuesta y solo un republicano se opuso. Al final pasó por 51 votos a 49.

La propuesta del Senado, algo distinta a la de la Cámara de Representantes, contempla una bajada del impuesto de sociedades del 35% actual al 20%. Una rebaja temporal en el IRPF para la mayoría de contribuyentes. Y un nuevo regalo a las grandes fortunas, que solo pagarán el impuesto de sucesiones cuando la herencia supere los 11 millones de dólares. Los republicanos se las han ingeniado además para colar en el proyecto de ley dos de sus aspiraciones sin ninguna relación con la fiscalidad. Por un lado, el documento incluye una medida para abrir el Refugio de Fauna Natural del Ártico a la explotación de hidrocarburos, y otra para derogar el mandato individual que penalizaba con el pago de una multa a los ciudadanos que se niegan a contratar un seguro sanitario. De acuerdo con algunos estudios, esta medida podría provocar que 13 millones de estadounidenses pierdan su seguro sanitario en los próximos años.

Desigualdad económica

Casi todos los estudios sostienen que la reforma fiscal servirá para agrandar la brecha de la desigualdad económica, que se encuentra a unos niveles semejantes a los que existieron en los años veinte del siglo pasado, poco antes del estallido de la Gran Depresión. En el 2019, el 10% de las rentas más bajas recibirán una rebaja fiscal de 50 dólares, mientras que el 1% más rico del país verá cómo sus impuestos se reducen en 34.000 dólares. A la reforma apenas le quedan ya obstáculos legislativos por superar, por lo que su aprobación supondrá otro triunfo para las políticas neoliberales que han conquistado América desde los tiempos de Reagan.

En un durísimo editorial, 'The New York Times', sostiene que la reforma del Senado "confirma que el objetivo prioritario de los líderes republicanos consiste en enriquecer a la élite del país a costa de todos los demás". El editorial afirma, además, que la aprobación de la ley equivaldría al "saqueo de las cuentas públicas por parte de las corporaciones y los ricos".

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.