Ir a contenido

GUERRA EN LA PENÍNSULA ARÁBIGA

Más de 11 millones de niños necesitan ayuda urgente en Yemen

Unicef exige que la coalición árabe liderada por Arabia Saudí levante rápidamente el bloqueo impuesto sobre el país

El Periódico / Amán

Un niño que sufre de desnutrición recibe tratamiento en un hospital de Saná, el 24 de noviembre.

Un niño que sufre de desnutrición recibe tratamiento en un hospital de Saná, el 24 de noviembre. / EFE / YAHYA ARHAB

Más de 11 millones de niños necesitan desesperadamente ayuda humanitaria en Yemen, un país en guerra y castigado por la hambruna, según ha alertado este domingo el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef). "Hoy en día, es justo decir que Yemen es uno de los peores lugares del mundo para ser un niño", ha lamentado Geert Cappelaere, director regional de Unicef para Oriente Próximo y el norte de África.

"Dos millones de niños en Yemen sufren malnutrición aguda y casi todos los pequeños niños y niñas yemenís" necesitan desesperadamente asistencia humanitaria, ha indicado Cappelaere en una conferencia de prensa en Amán, la capital jordana. "Estimamos que cada 10 minutos un niño muere en Yemen de enfermedades que podrían ser evitadas", ha añadido este representante de la ONU.

Desde que comenzó la intervención en Yemen, en marzo del 2015, de una coalición árabe bajo el mando de Arabia Saudí para frenar el progreso de los rebeldes hutís frente a las fuerzas gubernamentales, el conflicto ha causado más de 8.750 muertos y 50.600 heridos, según las Naciones Unidas.

La ONU, que dijo temer "la mayor hambruna" de las últimas décadas en Yemen, ha pedido a esta coalición que levante rápidamente el bloqueo marítimo, terrestre y aéreo que ha impuesto sobre el país, sin lo cual "miles de víctimas inocentes" van a "morir".

Primer cargamento

Este domingo, un barco cargado con 5.500 toneladas de harina para la población civil atracó en el puerto rebelde de Hodeida (oeste), por primera vez desde que se reforzó a principios de mes el bloqueo como respuesta al lanzamiento de un misil hutí interceptado en Riad, la capital saudí. El día anterior fue autorizado a aterrizar en Saná un avión con ayuda humanitaria fletado por la ONU.

"La guerra en Yemen es desgraciadamente una guerra contra los niños", ha indicado Cappelaere, recordando que más de 5.000 menores han muerto o han resultado gravemente heridos desde marzo del 2015. "Millares de escuelas y de centros de salud han resultado dañados o completamente destruidos", ha añadido.

0 Comentarios
cargando