May quiere revisar la lucha antiterrorista para "hacer frente a la nueva amenaza"

La dirigente afirma que no hay que dejar "espacio para respirar" a una ideología diabólica

La primera ministra británica Theresa May plantea revisar la estrategia antiterrorista y afirma que el terrorismo no se puede erradicar solo militarmente. 

La primera ministra británica Theresa May plantea revisar la estrategia antiterrorista y afirma que el terrorismo no se puede erradicar solo militarmente.  / REUTERS / KEVIN COOMBS

Se lee en minutos

EL PERIÓDICO / LONDRES

"Basta ya". Con esta contundencia, la primera ministra británica, Theresa May, se ha expresado este domingo para señalar que la lucha antiterrorista no puede seguir como hasta ahora frente "la nueva forma de amenaza" que afronta el Reino Unido. May ha hecho estas declaraciones tras presidir una reunión de crisis del gabinete Cobra  -en el que participan en el que participa la cúpula de la seguridad y de la inteligencia británicas- tras el atentado del sábado por la noche en Londres.

En su comparecencia ha anunciado que la campaña electoral se retomará este lunes y que los comicios legislativos se celebrarán el jueves, según estaba previsto.

En una comparecencica ante su residencia en Downing Street, la dirigente ha subrayado que el Reino Unido afronta "una nueva forma de amenaza terrorista", en la que los atacantes "se copian unos a los otros" sin que sus acciones "estén relacionadas entre sí". Los autores "están inspirados por una ideología diabólica que es una perversión del islam y de la verdad" a la que no solo se la puede combatir militarmente, ha manifestado, por lo que ha reclamado una revisión integral de la lucha antiterrorista.

Nuevas medidas en internet

Te puede interesar

La jefa de Gobierno ha asegurado que esta "ideología diabólica" no puede hallar "espacio para respirar", que combtatirla "es uno e los grandes desafíos de nuestros tiempo". Así, se ha mostrado partidaria de tomar nuevas medidas para evitar la radicalización a través de internet, asegurar que la policía cuenta con las capacidades necesarias para combatir la amenaza terrorista y establecer penas más duras para algunos delitos.

"Hay demasiada tolerancia hacia el extremismo en nuestro país", ha dicho May, después del tercer atentado que sufre el país en tres meses.  En marzo, Khalid Masood mató a cinco personas en un ataque frente al Parlamento británico en el que atropelló a una multitud en el puente de Westminster. Hace dos semanas, el suicida Salman Abedi se hizo estallar en un concierto de Ariana Grande en Manchester, matando a 22 personas, varias de ellas niños y adolescentes.