Ir a contenido

LA ESPOSA DEL LÍDER CENTRISTA

Así es Brigitte Trogneux, la mujer de Emmanuel Macron

Su historia de amor ha robado el corazón a los franceses

Marta López

Brigitte Trogneux, delante de Emmanuel Macron, en un acto de campaña en Oradour-sur-Glane (Francia).

Brigitte Trogneux, delante de Emmanuel Macron, en un acto de campaña en Oradour-sur-Glane (Francia). / EFE / PASCAL LACHENAUD

Brigitte Trogneux, de 64 años, ha protagonizado un romance con Emmanuel Macron, de 39, que tiene robado el corazón a los franceses. Y es que después de la azarosa vida amorosa de François Hollande en el Elíseo, la historia de la pareja de moda ahora en Francia bien podría inspirar una ‘chanson d’amour’ de Jacques Brel o Edith Piaf.

A los 40, Brigitte Trogneux era una profesora de francés casada con un banquero, André Auzière, y madre de tres hijos, Sébastien, Laurence y Tiphanie, que rondaban la edad de uno de sus estudiantes más brillantes, Emmanuel Macron. Él era entonces un adolescente de 16 años que se enamoró perdidamente de su maestra. El amor por el teatro les unió cuando el joven se apuntó al que taller que ella impartía. El acercamiento fue lento pero inevitable.

Los dos pertenecían a la élite de la burguesía local de Amiens (él, hijo de médicos; ella, descendiente de una familia chocolatera) pero les separaba una generación. Y los padres de Emmanuel trataron de romper ese amor enviando a su hijo al prestigioso líceo Henri-IV, en el corazón del barrio latino de París, donde podría desarrollar todo su talento. Brigitte le convenció para que aceptara. Y él le escribió una carta. "No te desharás de mi fácilmente. Volveré y nos casaremos", según el mismo confesó en el documental ‘Emmanuel, la estrategia del meteoro’ de France 3.

ESPOSA Y ESTRECHA COLABORADORA

Y volvió. Se casaron en el 2007, cuando él ya tenía 30 años y era banquero de Rotschild. Desde entonces, Brigitte, además de su gran amor, ha sido su gran apoyo profesionalForma parte de su equipo de colaboradores, le lleva la agenda, le revisa los discursos. Según confiesa un íntimo de la pareja, “él no hace nada sin pedirle a ella consejo, ya sea sobre el fichaje de alguien, sobre la elección de un traje o un corte de pelo”.

Tras salir ganador de la primera vuelta de las presidenciales, Macron tuvo palabras para Brigitte. “Sin ella no estaría yo aquí hoy”. El líder liberal ha explicado que cuando llegue al Elíseo, su esposa tendrá “su lugar, no detrás, ni escondido, sino a mi lado, donde siempre ha estado”. ‘Bibi’ o ‘Bam’ es como llaman sus allegados más íntimos a la que está a un paso de convertirse en la nueva primera dama francesa, una rubia chic y elegante que se deja vestir por la hija del presidente-director general del grupo de lujo Louis Vuitton.

Los Macron forman hoy una familia perfecta: el matrimonio, los tres hijos de ella, y los siete nietos a los que hace de abuelo. A los hijos de su mujer, hermanos para él, los ha integrado en la campaña. Sébastien, ingeniero, controla las redes sociales. Tiphanie anima un comité de apoyo en Pas-de Calais, y Laurence, cardióloga, vela por la buena salud del candidato. Laurence, inscrita en el mismo taller de teatro en el que Emmanuel se enamoró de su madre, fue la primera testigo del acercamiento de la pareja. Hoy le vigila el corazón.

0 Comentarios
cargando