Ir a contenido

MEDIDAS ANTITERRORISTAS

La UE refuerza los controles para saber quién entra y sale de Europa

Este viernes entra en vigor la reforma que obliga a los gobiernos de la UE a controlar también a los europeos

Silvia Martinez

Área de control de pasaportes del aeropuerto del Prat.

Área de control de pasaportes del aeropuerto del Prat. / SERGIO LAINZ

La Unión Europea tiene más de media docena de bases de datos. Instrumentos infrautilizados en el pasado, con escasa interoperabilidad y muy fragmentados que no han impedido que cientos de yihadistas salgan y entren en Europa a su antojo, sin ser detectados por las autoridades policiales. Los Veintiocho cuentan desde este viernes con nuevas reglas que reforzarán esos controles dentro del espacio de libre circulación de Schengen y que obligarán a los estados miembros a realizar controles sistemáticos sobre todo el que entre y salga del territorio comunitario, incluidos los europeos.

¿PARA QUÉ SERVIRÁN LOS NUEVOS CONTROLES?

Los atentados de París de noviembre del 2015 pusieron de manifiesto la existencia de lagunas en el sistema de vigilancia europeo y una arquitectura de control ineficaz a la hora de detectar a potenciales terroristas y muy especialmente a los denominados combatientes extranjeros, muchos de ellos europeos. Ahí surgió la idea de ampliar los controles sistemáticos en las fronteras exteriores para incluir también en los chequeos a los ciudadanos europeos.

¿QUÉ TIPO DE CONTROLES SE REALIZABAN HASTA AHORA?

Las autoridades ya están obligadas a chequear la documentación de los nacionales de terceros países cuando entran en el espacio de libre circulación de Schengen. Desde este viernes también deberán asegurar su verificación a la salida. Además, y pese al derecho a la libre circulación de los europeos, las autoridades fronterizas también tendrán que verificar la identidad de los ciudadanos con pasaporte europeo y comprobar sus documentos en las distintas bases de datos.

¿QUÉ BASES DE DATOS SE COMPROBARÁN?

El sistema de información Schengen, una base de datos que almacena información y alerta sobre personas implicadas en robos, secuestros y todo tipo de actividades criminales. Así como con la base de datos de documentos robados de Interpol y otras bases de datos nacionales con información sobre documentos robados o perdidos.

¿EN QUÉ FRONTERAS?

En todas las fronteras exteriores, aéreas, marítimas y terrestres. No obstante, para evitar “un impacto desproporcionado” en el tráfico de viajeros en los pasos fronterizos terrestres y marítimos, las nuevas reglas permiten a los estados miembros limitar los controles y realizar verificaciones selectivas siempre que determinen –tras un análisis de riesgo que deberá ser actualizado regularmente– que no supone un riesgo para la seguridad interna, la salud pública o las relaciones internacionales. En el caso de los viajeros que no sean objeto de controles sistemáticos, las autoridades tendrán que comprobar al menos su identidad y la validez del documento de viaje.

¿QUÉ PASA CON LOS AEROPUERTOS?

La normativa prevé un período de adaptación de seis meses aunque prorrogable hasta un máximo de 24 meses para permitir a los estados miembros adaptar las infraestructuras necesarias para garantizar el control. Estas reglas solo se aplicarán a los países del espacio Schengen, lo que significa que el Reino UnidoIrlanda y Dinamarca quedan exentos.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.