Ir a contenido

20.000 personas han sido evacuadas ya de Alepo

La salida de civiles se había interrumpido después de la quema de autobuses por los insurgentes

Unicef avisa de que todavía hay centenares de niños atrapados y que peligran sus vidas

Ana Alba

AFP / VÍDEO: ATLAS

El ministro truco de Exteriores, Mevlut Cavusoglu, ha informado de que 20.000 personas han sido evacuadas de Alepo desde el jueves. Las salidas, que han quedado interrumpidas en varias ocasiones, se reanudaron este domingo a última hora, según confirmó un responsable de las Naciones Unidas a Reuters. La vuelta al plan de evacuación fue posible gracias a un nuevo acuerdo entre el Gobierno de Bashar el Assad y grupos rebeldes.

Según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, desde la pasada madrugada 65 autobuses con enfermos, heridos, civiles y combatientes opositores han partido de los distritos sitiados de la mitad oriental de Alepo en dirección al área de Al Rashidín, al oeste de la urbe.

Mientras, unas 500 personas han llegado a bordo de decenas de autobuses a zonas bajo el control de las autoridades sirias en Alepo procedentes de Fua y Kefraya, en la vecina provincia de Idleb y rodeadas por el Frente de la Conquista del Levante (exfilial siria de Al Qaeda) y otras facciones.

Estas operaciones de evacuación han sido posibles gracias al acuerdo alcanzado entre Turquía, aliada de los rebeldes, e Irán y Rusia, que respaldan al Gobierno de Damasco, apuntó el Observatorio.

El ataque contra los vehículos, presuntamente cometido por un grupo rebelde yihadista, provocó que se detuviera la evacuación de civiles y combatientes de los barrios rebeldes del este de Alepo durante horas, según afirmó el director del Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH), Rami Abderrahman, citado por la agencia EFE.

El régimen de Damasco e Irán exigen garantías para la seguridad en la evacuación de los civiles de Fua y Kefraya, localidades de mayoría chií afín al Gobierno sitiadas por grupos rebeldes en la provincia de Idlib. Según el pacto alcanzado entre Turquía, que apoya a los opositores, y Rusia e Irán, aliados del régimen de Damasco, la salida de zonas del este de Alepo está condicionada a la de Fua y Kafraya. También se evacuará a los atrapados en Madaya y Zabadani, asediadas por las fuerzas gubernamentales.

SUPERVISIÓN DE CRUZ ROJA

Diversos autobuses -15 según el OSDH y 25 según la agencia oficial SANA- entraron en el este de Alepo para sacar a centenares de civiles bajo la supervisión de la Media Luna Roja siria y el Comité Internacional de la Cruz Roja. Pero tanto el OSDH como SANA señalaron que los autocares volvieron atrás totalmente vacíos.

En Fua y Kefraya, seis autobuses fueron atacados. Según la agencia France Presse, hombres armados forzaron a los conductores a detener los vehículos y bajarse y luego los incendiaron. No obstante, el OSDH aseguró que el conductor de uno de los autocares murió en el ataque, que se habría llevado a cabo con proyectiles. El OSDH atribuyó el atentado a la facción Yund al Aqsa, fiel al Frente de la Conquista del Levante, antiguo Frente al Nusra y exfilial de Al Qaeda en Siria.

NIÑOS EN PELIGRO

Según el acuerdo entre el Gobierno sirio y los opositores armados, unas 4.000 personas tienen que salir, en total, de Fua y Kefraya, al menos 1.500 de Madaya y Zadabani y miles deben abandonar Alepo en las evacuaciones coordinadas.

Unicef alertó de que en la parte este de la ciudad de Alepo hay centenares de niños atrapados que sufren heridas y enfermedades. Entre los pequeños, algunos se encuentran solos, sin sus padres, y se enfrentan a diversos peligros. Unicef advirtió que podrían morir si no se los evacúa rápidamente.

Resolución para mandar observadores

El Consejo de Seguridad de la ONU tenía que votar hoy una resolución propuesta por Francia para que se envíen observadores internacionales a Siria con el fin de supervisar las evacuaciones, pero la votación se aplazó a mañana. Rusia anunció que vetará la iniciativa de París.

0 Comentarios
cargando