Ir a contenido

DRAMA HUMANITARIO

Un barco con 600 inmigrantes naufraga ante la costa de Egipto

Al menos 43 personas han muerto y unas 400 permanecen desaparecidas

La embarcación llevaba a bordo egipcios, sudaneses, eritreos y somalís

Allegados de las víctimas observan las tareas de rescate del naufragio en Egipto.

Allegados de las víctimas observan las tareas de rescate del naufragio en Egipto. / REUTERS

Un barco con unos 600 emigrantes a bordo se hundió este miércoles en aguas del Mediterráneo frente a las costas de Egipto. Horas después se habían recuperado 31 cadáveres, con mujeres y niños entre ellos, y habían sido rescatadas con vida 154 personas, de modo que unas 400 permanecían desaparecidas.

La tragedia se produjo frente a Burg Rashid, un pueblo de la provincia de Behera (norte), y según un alto funcionario de seguridad provincial se debió a que el barco iba sobrecargado."Se inclinó y la gente cayó al agua", explicó. Las autoridades señalaron que en el barco había egipcios, sudaneses, eritreos y somalís.

ANSIEDAD

En el puesto de control de guardacostas de Burg Rashid, en la desembocadura del Nilo, decenas de personas esperaban con ansiedad noticias de sus parientes desaparecidos. "No me iré hasta que vea a Mohamed", se lamentaba Ratiba Ghonim. Su hermano, de 16 años, había dejado una empobrecida aldea cercana en busca de una vida mejor. "Era su destino marcharse ayer y volver muerto hoy", decía, aunque seguía desaparecido.

El primer ministro egipcio, Sherif Ismail, anunció que se destinarían todos los recursos posibles a la misión de rescate y afirmó que los responsables de la tragedia serán llevados ante la justicia.
 

RUTA POCO HABITUAL

Se cree que la embarcación se dirigía a Italia. Aunque es una ruta poco habitual y el grueso de la emigración hacia Europa desde la costa africana se concentra en Libia, donde los traficantes de personas actúan con relativa impunidad, la vía egipcia está cada vez más frecuentada. De hecho, no es la primera vez que se hunde un barco con inmigrantes que zarpa de Egipto. En julio, una embarcación con 320 personas naufragó ante las costas de la isla griega de Creta. Los supervivientes explicaron que habían salido de la costa egipcia.

Mohamed Nasrawy, pescador, decía conocer a siete personas a bordo del buque naufragado, dos de ellas aún desaparecidas. Él mismo hizo un intento fallido de llegar a Grecia hace un año. "Esta tragedia ha conmocionado a la gente, pero aun así esta misma noche más personas van a hacerse a la mar -afirmó-. La pobreza les está empujando. En Europa se cuida de las personas, mientras que nuestro país no lo hace".