El pinchazo policial a WhatsApp y Telegram, en cinco claves

La policía, incluso en las pocas ocasiones en que obtiene la orden judicial del juez del país en que tienen la base esas compañías, se encuentra con un contenido cifrado

Una aplicación de WhatsApp en un teléfono móvil.

Una aplicación de WhatsApp en un teléfono móvil. / JUSTIN SULLIVAN (AFP)

1
Se lee en minutos

1 / La aparición de las aplicaciones de mensajería instantánea ha complicado la vida a los cuerpos policiales, que se han encontrado con que las personas a las que investigan realizan conversaciones mediante unos canales de comunicación que no pueden pinchar. Además, las investigaciones han demostrado como los yihadistas hacen uso intensivo de esas herramientas de comunicación.

2 / Cuando se trata de pinchar una línea de teléfono, los cuerpos de seguridad piden una orden judicial y, con ella, la compañía les permite escuchar y grabar las conversaciones del investigado. En cambio, con canales como WhatsApp, Telegram, iMessage, Google Allo o Facebok Messenger al tener la sede en países extranjeros, es un juez de esos países al que hay que enviar la petición y que debe autorizarla. En el caso de WhatsApp, con sede en EEUU, el proceso se alarga mucho. En el caso de Telegram, basada en Rusia, es directamente una quimera.

3 / Incluso en los casos en que el juez estadounidense autoriza el pinchazo, las policías se encuentran que el sistema de comunicación está cifrado. Con lo que tampoco tienen acceso a los mensajes, si no a un batiburrillo imposible de descifrar.

4 / Además, hay distintos niveles de cifrado. En algunos casos, la compañía ofrece un cifrado de principio a fin, con lo que ni siquiera la propia compañía dispone de los códigos para poder descifrarlo.

5 / Lo que se pretende es que todas las compañías de esas app de mensajería tengan disponible la posibilidad de descifrar esos mensajes. Si no es así, no se les permitiría operar en territorio europeo.


Noticias relacionadas

Síguenos en twitter @EP_internac_cas

Síguenos en nuestra página de Facebook