CELEBRACIÓN TRÁGICA

Trece jóvenes en el incendio de un bar en la ciudad francesa de Rouen

El fuego se declaró en el sótano al encender las velas de la tarta en un cumpleaños

El bar Reunión Cuba Libre, en Rouen (Francia), tras el incendio de la pasada noche.

El bar Reunión Cuba Libre, en Rouen (Francia), tras el incendio de la pasada noche. / CLOTAIRE ACHI

Se lee en minutos

Francia vuelve a estar consternada. Esta vez por un incendio accidental que se ha llevado la vida de al menos 13 personas, jóvenes de edades comprendidas entre los 16 y los 25 años, que se habían reunido en el sótano de un bar de la ciudad de Rouen para celebrar un cumpleaños. Otras seis asistentes a la fiesta han resultado heridos, uno de ellos, una chica muy grave.

"Estaba en el bar, en la planta baja, tomándome una cerveza. Hemos visto las llamas, eran como un lanzallamas, todo ha sido muy rápido", ha explicado a la agencia Afp Stèphanie, de 36 años. El fiscal adjunto de Rouen, situada al noroeste de Francia, ha confirmado que se ha tratado de un incendio accidental, descartando así que se tratara de un atentado, como se había llegado a especular.

Según las autoridades, el bar, el Cuba Libre, cerró el viernes para celebrar una fiesta privada de cumpleaños. El incendio se declaró cuando los invitados encendieron las velas de la tarta en la planta baja. El encargado de llevarla hasta el sótano tropezó y las llamas de las velas prendieron en la moqueta primero, trepó por las cortinas y se expandió por el techo del local, fabricado con un material aislante que provocó un humo tóxico, lo que causó la mayor parte de las víctimas. El fuego se propagó con rapidez.

El incendio hizo saltar el escaparate del bar, mientras los clientes que estaban en la planta baja huían despavoridos.

GAS TÓXICO

Se investiga por qué el techo del sótano ardió a tanta velocidad. Ese techo, aislado por un material a prueba de sonido, habría provocado un gas tóxico. Al parecer no ha habido ninguna explosión antes de que el fuego se declarara.

Los bomberos tardaron 30 minutos en controlar el incendio, según la web del diario 'París-Normandie'. "He visto a los bomberos sacar a todos los cuerpos sin vida. En el otro lado de la avenida, habilitaron un espacio para atender a los heridos", ha dicho Amar Ould, un testigo de 40 años. 

Los cuerpos de las víctimas mortales fueron sido trasladados al Hospital de la Universidad de Rouen, donde un grupo psicológico está abierto para las familias. Según 'París-Normandie', 11 testigos han sido llevados a la oficina de la policía para ser interrogados. 

Las fuerzas de seguridad han marcado un perímetro de seguridad con vallas metálicas frente al local donse se ha registrado el siniestro. Personas anómimas han depositado ramos de flores y rosas sueltas junto a las vallas.

El alcalde de Rouen, Yvon Robert, ha calificado el accidente como "la mayor catástrofe" que afecta a la ciudad e incluso al departamento de Seine-Maritime. Los medios recuerdan la catástrofe de la cueva Montérolier en el Bray cuando el 21 de junio, tres días después de la segunda vuelta de las elecciones municipales, murieron tres niños y seis adultos, cuatro de ellos bomberos.

APOYO  A LAS FAMILIAS

Hace apenas dos semanas, la catedral de Rouen acogió el funeral por el sacerdote asesinado por dos yihadistas del Estado Islámico mientras celebraba misa en una iglesia de Saint-Etienne-du-Rouvray, localidad situada a pocos kilómetros de Rouen. Un drama que tuvo lugar 12 días después del atentado que provocó 85 muertes en Niza.

Te puede interesar

"Grave incendio en Rouen: profunda tristeza por esta tragedia que se ha llevado 13 vidas jóvenes. Compasión y apoyo a las familias afectadas" ha escrito en un tuit el primer ministro francés, Manuel Valls.

Francia no había vivido un incendio de tan dramáticas consecuencias en un bar o en una discoteca desde que en 1970 fallecieran 146 personas en Saint-Laurent-du-Pont, en la región de París.