¿Quién es Omar Mateen, el autor del atentado de Orlando?

El presunto autor de la matanza es un estadounidense hijo de afganos que odia a los homosexuales

Omar Mateen, el presunto autor de la masacre de Orlando.

Omar Mateen, el presunto autor de la masacre de Orlando.

2
Se lee en minutos
Idoya Noain
Idoya Noain

Periodista

ver +

Barack Obama ha definido a Omar Mateen como "un hombre lleno de odio" y el retrato que empieza a trazarse del autor de la matanza en el club Pulse de Orlando, aunque aUn plagado de muchos interrogantes, responde a esa descripción. Un maltratador. Un extremista homófobo. Y, desde el domingo, el autor del más letal tiroteo en EEUU y el peor atentado desde el 11-S.

Nacido hace 29 años en Nueva York de inmigrantes de Afganistán, Mateen, que profesaba la fe musulmana, se instaló en Port Saint Lucie cuando la familia se mudó a esa localidad de Florida situada a 200 kilómetros al sur de Orlando. Cursó estudios superiores de ciencia en Indian River State College, en Fort Pierce, y en 2007 empezó a trabajar en G4S Secure Solutions, una empresa de seguridad privada que cuenta entre sus clientes con el Gobierno de EEUU.

Dos años después conoció en internet a una mujer que se convertiría en su esposa. Y aunque en declaraciones a 'The Washington Post' ella ha contado que en los primeros meses de matrimonio "él parecía una persona normal", que no se mostraba especialmente religioso y acudía con frecuencia al gimnasio, luego llegaron los abusos. 

"No era una persona estable, me pegaba. Llegaba a casa y empezaba a golpearme porque la colada no estaba hecha o por cosas parecidas", ha explicado desde el anonimato la mujer, que escapó ayudada por sus padres y nunca más estuvo en contacto con Mateen pese a los intentos de este. El divorcio llegó en 2011.

PEREGRINACIÓN A LA MECA

Un amigo de Mateen ha contado al diario capitalino que fue justo tras esa separación cuando empezó a volcarse más en la religión. En algún año reciente participó en la 'umrah', el peregrinaje a la Meca en Arabia Saudí, y en casa e intensificó sus visitas al Centro Islámico de Fort Pierce, donde estuvo hace un par de días.

Según ha contado el imam Shafiq Rahman, era "el tipo más callado, no hablaba con nadie", y solía acudir con su padre y con un hijo de tres años que tenía con la mujer con la que vivía actualmente, que ha sido identificada como Noor Zahi Salman. Sus tres hermanas eran voluntarias activas en la mezquita, a la que acuden unos 150 fieles.

Aunque en ese centro religioso y entre los amigos que han hecho declaraciones a la prensa nunca se asoció a Mateen con el terrorismo violento ni se le escucharon comentarios sobre el Estado Islámico u otros grupos terroristas, sus compañeros de trabajo en G4S informaron de que había hecho unas declaraciones "incendiarias" presumiendo de vínculos con el terrorismo. Aquello le puso por primera vez en 2013 "en el radar" del FBI, que llegó a entrevistarle, pero no hizo una investigación formal y cerró las pesquisas al no obtener pruebas concluyentes en su contra.

SU PADRE PIDE PERDÓN

Noticias relacionadas

Mateen volvió, no obstante, a llamar la atención de la agencia federal un año después. En esa segunda ocasión fue por supuestos vínculos con Monaer Mohammad Abusalha, el primer estadounidense que cometió un atentado suicida en Siria y que también había residido en Fort Pierce. Hubo también entrevista y pesquisas pero se determinó que Mateen "no constituía una amenaza significativa en ese momento" y como en 2013, las pesquisas se cerraron sin más acciones.

El padre de Mateen ha pedido este domingo perdón por la masacre cometida por su hijo y ha explicado que se puso rabioso hace unos meses cuando, mientras iba con su hijo por Miami, una pareja de hombres se besaron frente a ellos. "La religión no ha tenido nada que ver", ha dicho el padre, cuya credibilidad está siendo cuestionada. El padre mantiene un canal en YouTube donde ha expresado posiciones políticas conflictivas, como el apoyo a los talibanes.