situación "bajo control"

Al menos 13 muertos, entre ellos diputados y militares, en un atentado en Somalia

El grupo yihadista Al Shabab ha colocado un coche bomba fuera de un hotel de Mogadiscio frecuentado por legisladores y funcionarios

1
Se lee en minutos

Al menos trece personas han muerto, entre ellos diputados militares, en un doble atentado perpetrado a primera hora de este domingo por el grupo yihadista Al Shabab contra el hotel Sahafi en Mogadiscio, han informado fuentes de seguridad. El exjefe de las fuerzas armadas somalíes Abdikarin Dhegabadan, varios diputados y el gerente del hotel se encuentran entre los muertos.

Las fuerzas de seguridad somalís aseguran que el ataque, que comenzó sobre la medianoche, está ya "bajo control", aunque todavía se escuchan disparos y bombardeos en el interior del complejo, según pudo comprobar EFE.

"Las fuerzas especiales de la Agencia Nacional de Inteligencia y Seguridad de Somalia (NISA, en sus siglas inglesas) han logrado controlar la situación y ahora (están) buscando a supuestos terroristas. No hay tropas extranjeras involucradas", ha precisado el organismo en su cuenta de Twitter.

La operación prosigue con la búsqueda de víctimas bajo los escombros del hotel, por lo que agentes de seguridad temen que el número de muertos aumente, indicó a Efe el general Ibrahim Moalin Tagaysa. Más de 20 personas que resultaron heridas en el ataque fueron trasladadas a hospitales en Mogadiscio, según la emisora Radio Alfurqaan.

El presidente de Somalia, Hassan Shiekh Mohamud, ha condenado el ataque y ha amenazado con lanzar una ofensiva contra el grupo yihadista. "Matar a gente inocente no es un acto del islam, debemos eliminar a estos lobos", ha dicho el presidente somalí. El grupo terrorista Al-Shabab, afiliado a Al Qaeda, se atribuyó de inmediato la responsabilidad del doble ataque.

Un coche bomba ha explotado fuera del hotel de Mogadiscio, utilizado a menudo por legisladores y funcionarios del gobierno somalí, así como por visitantes extranjeros y periodistas. El hotel Sahafi está también a poca distancia de la sede del Departamento de Investigación Criminal de la Policía de Somalia. Más tarde se ha escuchado una segunda explosión seguida de disparos.

Noticias relacionadas

La milicia islamista Al Shabab, que anunció en el 2012 su adhesión formal a Al Qaeda, lucha para instaurar un estado islámico de corte wahabí en Somalia. El país africano vive en situación de guerra y caos desde 1991, cuando fue derrocado el dictador Mohamed Siad Barré, lo que dejó al país sin un Gobierno efectivo y en manos de milicias radicales islámicas, señores de la guerra y bandas de delincuentes armados.

 

Temas

Somalia