Ir a contenido

Revelación de Wikileaks

Washington espió a Chirac, Sarkozy y Hollande

La Agencia Nacional de Seguridad pinchó los teléfonos de los presidentes franceses entre el 2006 y el 2012

La Agencia Nacional de Seguridad (NSA) pinchó los teléfonos de tres presidentes franceses, Jacques Chirac, Nicolas Sarkozy y François Hollande, entre el 2006 y el 2012, según documentos revelados por WikiLeaks que publican los medios franceses Libération y Mediapart.

Además de los tres jefes del Estado francés, ministros, altos funcionarios, parlamentarios y diplomáticos han estado vigilados telefónicamente durante casi una década por los servicios secretos norteamericanos.

El documento más reciente de Wikileaks, que data de mayo del 2012, se refiere a “reuniones secretas” en el seno del Ejecutivo galo para abordar la crisis griega y su eventual salida de la zona euro.

Al ser preguntado por Libération y Mediapart sobre este asunto, el entorno de François Hollande ha indicado que Barack Obama se comprometió durante la visita que el presidente francés hizo a Washington en febrero del 2104 a “no realizar escuchas indiscriminadas a los servicios del Estado de países aliados”. 

No es la primera vez que la prensa revela el espionaje al que han sido sometidos los dirigentes europeos por parte de los servicios secretos norteamericanos. En octubre del 2013, el alemán Der Spiegel, informaba de que la NSA y la CIA habían intervenido el teléfono móvil de la cancillera Angela Merkel.