Ir a contenido

CRISIS EN ORIENTE PRÓXIMO

Israel suspende las negociaciones con los palestinos tras el pacto entre la OLP y Hamás

El Gobierno de Netanyahu acuerda por unanimidad poner fin al diálogo hasta que quede clara la composición del futuro Gobierno palestino de unidad y qué políticas llevará a cabo

ANA ALBA / Jerusalén

El primer ministro israelí, Binyamin Netanyahu, ofrece una rueda de prensa en Tel-Aviv, en noviembre del 2012.

El primer ministro israelí, Binyamin Netanyahu, ofrece una rueda de prensa en Tel-Aviv, en noviembre del 2012. / STRINGER (REUTERS)

El Gobierno del ministro israelí, Binyamin Netanyahu, ha decidido  suspender las negociaciones con los palestinos después de que la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) --liderada por Al Fatá-- y el movimiento islámico Hamás firmaran un acuerdo este jueves para formar un Gobierno de unidad y celebrar elecciones parlamentarias y presidenciales.

Tras cinco horas de debate, el gabinete de seguridad del Ejecutivo, reunido en una sesión de urgencia, ha aprobado por unanimidad poner fin al diálogo con los palestinos, propiciado por el secretario de Estado de EEUU, John Kerry, hasta que quede clara la composición del futuro Gobierno palestino de unidad y las políticas que llevará a cabo. El Gabinete de Netanyahu también ha decidido imponer sanciones contra los palestinos, principalmente económicas.

"No habrá contactos"

"Hasta ahora les hemos advertido de que impondríamos sanciones, y ahora lo haremos [...]. En el momento en que anunciaron que formarían un solo Gobierno, las negociaciones se volvieron imposibles. Abbás ha ido demasiado lejos. No habrá contactos políticos con los palestinos", ha indicado una fuente del Gobierno israelí.

EEUU reaccionó el pasado martes de forma muy fría al anuncio de la reconciliación entre las facciones palestinas, y ha señalado que tendría que reconsiderar si continúa con la ayuda que presta actualmente a los palestinos, ya que Hamás se encuentra en la lista de organizaciones terroristas elaborada por EEUU.

Compromiso con la no-violencia

"Cualquier Gobierno palestino tiene que comprometerse sin ambigüedades y explícitamente con la no-violencia, reconocer al Estado de Israel y aceptar los acuerdos previos y las obligaciones entre las partes", ha asegurado un funcionario de la Administración de Barack Obama, en clara referencia a los puntos que Hamás ha rechazado hasta ahora.

La reacción de la UE ha sido muy distinta. Michael Mann, portavoz de la jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, ha asegurado este jueves que "la UE piensa que el acuerdo de reconciliación entre Al Fatá y Hamás es un paso importante hacia la solución de dos estados [...]. Pero la prioridad sigue siendo que continúen las conversaciones de paz entre Israel y los palestinos".

El presidente palestino, Mahmud Abás, considera que "no hay incompatibilidad entre la reconciliación y las negociaciones" y el jefe del equipo negociador palestino, Saeb Erekat, asegura que "Netanyahu y su Gobierno han estado usando la división palestina como excusa para no hacer la paz y ahora utilizan la reconciliación con el mismo propósito".

0 Comentarios
cargando