Ir a contenido

CONVULSA TRANSICIÓN EN EGIPTO

Cadena perpetua para un miembro de los Hermanos Musulmanes por cometer actos de violencia

El Ejército egipcio mata a 15 islamistas radicales en una operación militar en el norte del Sinaí

Un tribunal militar de la ciudad egipcia de Suez ha condenado este martes a cadena perpetua a un supuesto miembro de los Hermanos Musulmanes y a otros 51 islamistas a entre cinco y 15 años de prisión por cometer actos de violencia durante las protestas de este agosto.

Fuentes judiciales han indicado a Efe que tres de los condenados han recibido penas de 15 años de cárcel, uno de diez, y 47 de cinco, unos datos confirmados por el Partido Libertad y Justicia (brazo político de la Hermandad), que también ha apuntado que 12 procesados han sido absueltos.

En un primer momento, tanto los medios oficiales egipcios como las fuentes judiciales que informaron a Efe difundieron que eran 11 los sentenciados a cadena perpetua, un error que, según esas fuentes, se originó en la versión ofrecida por los abogados de la defensa.

Entre los condenados hay, además de integrantes de la Hermandad, simpatizantes del grupo radical Gamaa al Islamiya, responsable de numerosos atentados terroristas en la década de los 90, hasta que abjuró de la violencia en el 2003.

Los islamistas han sido sentenciados por haber destruido nueve vehículos militares y agredido a soldados, así como atacado e incendiado iglesias en Suez. También estaban acusados de instigar a la violencia, propagar el caos y atacar instituciones públicas durante las manifestaciones. Estos sucesos ocurrieron tras el desmantelamiento policial en El Cairo de dos acampadas de los seguidores del depuesto presidente Mohamed Mursi a mediados de agosto.

Numerosos arrestos

Numerosos líderes e integrantes de los Hermanos Musulmanes han sido arrestados desde que el pasado 3 de julio el Ejército derrocó al islamista Mursi, que perteneció a la cofradía antes de asumir el poder en junio del 2012.

Entre los detenidos destaca el guía espiritual de la cofradía, Mohamed Badia, que afronta cargos por incitar a la violencia, y el propio Mursi, retenido por los militares en un lugar desconocido y acusado de haber ordenado la muerte de manifestantes que protestaban en diciembre contra la decisión de blindar sus poderes frente a la justicia.

Una ola de violencia estalló el pasado 14 de agosto a raíz del desalojo por la fuerza de las acampadas que mantenían los seguidores de Mursi en contra del golpe militar, lo que causó la muerte de un millar de personas en todo el país.

Las autoridades sostienen que están llevando a cabo una lucha contra el terrorismo y han reforzado la seguridad en el país en previsión de nuevas manifestaciones, como las que hoy han convocado los Hermanos Musulmanes y otros grupos afines.

Operación en el Sinaí

En este clima de violencia e inseguridad, al menos 15 supuestos islamistas radicales han muerto este martes en una amplia operación militar del Ejército en el norte de la península del Sinaí, han informado fuentes de la seguridad.

En la acción, que ha tenido lugar de madrugada en las zonas de Rafá y Al Arish, han muerto tiroteados los supuestos extremistas, que, según las fuentes, habían participado en ataques contra puestos de control militares en la conflictiva península.

Por su parte, la agencia oficial de noticias Mena, citando a una fuente militar, ha asegurado que en la operación, en la que se han empleado cuatro helicópteros, han muerto ocho supuestos terroristas, otros 15 han resultaron heridos y tres han sido detenidos.

Mena ha explicado que los helicópteros han destruido un vehículo en el que viajaban varios extremistas y bombardeado refugios de los radicales en las zonas de Al Tuma y Al Muqata, en la localidad de Sheij Zuweid, en el norte del Sinaí. En los últimos meses, esta península se ha convertido en un foco de inestabilidad y escenario de ataques contra las fuerzas de seguridad y gasoductos, así como de actos de contrabando y secuestros.

Cuatro televisiones, suspendidas

En plena represión contra los islamistas, un tribunal administrativo ha ordenado también hoy la suspensión de la difusión del canal en directo de Al Jazira en Egipto y de tres televisiones islamistas. El tribunal ha tomado esta decisión contra Al Jazira Mubasher Misr y contra los canales islamistas Al Yarmuk, Al Quds y Ahrar 25, este último perteneciente a los Hermanos Musulmanes.

Las cuatro cadenas "carecían de permisos necesarios" y han difundido informaciones "incorrectas que dañan al país y a los egipcios", según han afirmado fuentes judiciales, agregando que el fallo puede ser recurrido.

Al Jazira, percibida por una parte de la opinión pública egipcia como favorable a los Hermanos Musulmanes, está en el ojo de mira del Gobierno interino por su cobertura informativa de la crisis en Egipto desde que el Ejército depuso al presidente Mursi y nombró a las nuevas autoridades civiles.

Periodistas liberados

El pasado domingo, el canal catarí señaló que cuatro de sus periodistas habían sido puestos en libertad tras permanecer arrestados durante cinco días sin cargos, mientras que otros tres miembros de su equipo en El Cairo siguen detenidos.

Grupos de derechos humanos ya denunciaron el 5 de julio el cierre de canales de televisión islamistas y el arresto de varios de sus trabajadores, acusados de instigar a la violencia y llamar a la desobediencia civil para apoyar a Mohamed Mursi. Tras el golpe, la policía irrumpió en los canales Misr 25, de los Hermanos Musulmanes; El Rahma, El Nas y Jaliguiya, de tendencia salafista; y en el canal en directo de Al Jazira en Egipto.

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.