Ir a contenido

EL CONFLICTO DE ORIENTE PRÓXIMO

Tres palestinos muertos y 15 heridos en una operación del Ejército israelí en Ramala

El incidente ha provocado la cancelación de un encuentro en Jericó en el marco de las negociaciones de paz

Tres palestinos han muerto y una quincena han resultado heridos este lunes tras una intervención del Ejército israelí en apoyo a un grupo de agentes de fronteras que habían penetrado en un campo de refugiados, cerca de Ramala, para detener a un sospechoso. El incidente ha provocado la cancelación de un encuentro entre representantes israelís y palestinos previsto para hoy en Jericó

Según el Ejército israelí, el incidente ha tenido lugar de madrugada, cuando sus fuerzas han sido atacadas con piedras por cientos de palestinos cuando agentes de la Policía de fronteras trataban de detener a un "operativo terrorista" en el campo de refugiados de Kalandia.

Los medios israelís han señalado que la fuerza de seguridad que accedió al campo estaba compuesta por agentes de la Policía de fronteras, que habían entrado en el lugar en vehículos civiles, informa Efe.

"En medio de la operación, un gran grupo formado por cientos de palestinos atacó violentamente con piedras y ladrillos a las fuerzas, que pidieron el apoyo del Ejército israelí, que estaba en principio destinado solo a asegurar la operación", ha señalado una portavoz militar.

En defensa propia

Efectivos del Ejército "acudieron al lugar para ayudar a los que estaban siendo atacados y tuvieron que recurrir al uso de fuego en defensa propia", ha agregado la portavoz, que ha confirmado la detención del "sospechoso buscado", que está siendo interrogado por fuerzas israelís.

"Los soldados del Ejército no estuvieron involucrados inicialmente en el incidente de la noche, no obstante, la multitud se tornó tan grande y tan violenta que la intervención de las Fuerzas de Defensa de Israel fue de vital necesidad para contenerla", ha precisado el portavoz oficial militar, Peter Lerner.

Lerner ha añadido que "grandes multitudes como estas, que superan enormemente el número de las fuerzas de seguridad, no dejan otra opción que recurrir al uso de munición en defensa propia".

En estado grave

Representantes del campo de refugiados y fuentes médicas han confirmado que los fallecidos son Robin Al Abed, de 32 años, que ha muerto de un disparo en el pecho; Yunis Yahyuh, de 22, y Jihad Aslan, de 20 años, que ha sucumbido a sus heridas en el hospital. Los heridos, cinco de los cuales se encuentran en estado grave, han sido trasladados al hospital Sheij Sayed de Ramala.

El portavoz de la Presidencia palestina, Nabil Abú Rudeina, ha condenado estas muertes por fuego del Ejército israelí en Kalandia, calificándolas de "acto criminal", según ha informado la agencia palestina de noticias Wafa. En un comunicado, Rudeina ha manifestado: "Estos crímenes exigen una intervención inmediata y activa de la comunidad internacional para hacer que Israel pare sus continuas violaciones y dar protección internacional al pueblo palestino".

Asentamientos israelís

Rudeina también ha alertado del peligro de estos actos y de la continua ampliación de asentamientos israelís en territorio palestino para el incipiente proceso de paz que ambas partes llevan a cabo desde hace un mes con la mediación de Washington.

"Estos crímenes y los concursos para [nuevas construcciones en] los asentamientos son un mensaje claro de las verdaderas intenciones israelís hacia el proceso de paz", ha dicho el portavoz, y ha anunciado "repercusiones negativas de estos actos", que no ha detallado. Sin embargo, una fuente palestina que ha pedido el anonimato ha confirmado a AFP la anulación de la reunión prevista para hoy en Jericó.

Llamamiento a EEUU

Rudeina ha instado a la Administración estadounidense a intervenir para impedir un nuevo colapso de las negociaciones de paz, que ya fracasaron en el 2010 solo tres semanas después de iniciarse.

El primer ministro palestino, Rami Hamdala, también ha expresado su condena de los hechos.