GUERRA CIVIL EN SIRIA

La oposición siria denuncia 1.300 muertos en un ataque con armas químicas

La matanza se ha producido de madrugada en varios distritos al este de Damasco

El Consejo de Seguridad de la ONU convoca una reunión urgente

Edificios destruidos por los choques en Zamalka, un suburbio de Damasco, en una imagen difundida el 17 de agosto.

Edificios destruidos por los choques en Zamalka, un suburbio de Damasco, en una imagen difundida el 17 de agosto. / AFP

Se lee en minutos

Al menos1.300 personas, entre ellas mujeres y niños, han muerto este miércoles en un supuesto ataque conarmas químicas en varios distritos de la periferia deDamasco, según ha denunciado laCoalición Nacional Siria (CNFROS) en su cuenta de Twitter. El presidente de esta alianza, la más importante de la oposición,Ahmed Yarba, ha pedido en un comunicado al Consejo de Seguridad de laONU que se reúna de inmediato y "afronte su responsabilidad ante el crimen que perpetró [Bashar] elAsad contra la humanidad con el uso de armas químicas enGuta del Este".

El Consejo de Seguridad de la ONU ha convocado para este miércoles una reunión urgente con el fin de abordar la situación en Siria después de las denuncias de un nuevo ataque con armas químicas cerca de Damasco. La reunión se realiza a petición de cinco de los 15 miembros del Consejo, Francia, Reino Unido, Luxemburgo, Corea del Sur y Estados Unidos, según confirmaron a EFE fuentes diplomáticas.

Yarba ha instado al equipo de inspectores de la ONU que llegó este domingo a Damasco para investigar el supuesto uso de armas químicas enSiria que visite el lugar del ataque, que de confirmarse sería el más grave conocido en dos años de guerra civil en el castigado país árabe. Para Yarba, el mortífero ataque ha materializado las amenazas del presidente sirio en su último discurso, cuando anunció que iba a usar todos los medios posibles para acabar con los "terroristas".

Ante la gravedad de la situación, laLiga Árabe ha solicitado ya a los expertos internacionales que se dirijan a la región de Guta, al este de Damasco, donde ha tenido lugar el ataque. Países occidentales como elReino Unido,Francia ySuecia han exigido también que la misión de las Naciones Unidas acuda urgentemente a la zona para esclarecer los hechos.

El Reino Unido ha condenado el supuesto ataque. El ministro británico de Exteriores,William Hague, ha expresado su "profunda preocupación" por las denuncias y ha instado al Gobierno sirio a permitir el "acceso inmediato" de los inspectores de la ONU a la zona para verificarlas.

En un comunicado, Hague ha considerado que "está claro que, en caso de que [los ataques] se verifiquen, marcaría una impactante escalada en el empleo de armamento químico en Siria". "Aquellos que ordenan emplear armas químicas y aquellos que las utilizan no deberían tener dudas de que trabajaremos de todas las maneras posibles para lograr que rindan cuentas", ha agregado el ministro.

De madrugada

Según elObservatorio Sirio de Derechos Humanos(OSDH), la matanza, que algunos grupos rebeldes situaron en un primer momento en 400 muertos y posteriormente en 650, se ha producido esta madrugada, cuando misiles con gases tóxicos han impactado en los suburbios deAin Tarma,ZamalkaJobar, en la región deGuta, al este de Damasco.

El OSDH ha añadido que el área de Guta Oeste ha sido también bombardeada por aviones militares, en los ataques aéreos más intensos contra esta zona desde el inicio la guerra civil, en marzo del 2011.

Bayan Baker, enfermera del Centro de emergencias de Duma, ha cifrado en 213 el número de víctimas mortales causadas por el ataque con gas nervioso, según los datos recogidos por centros médicos de la región, informa Reuters.

Síntomas típicos

"Muchas de las víctimas son mujeres y niños. Han llegado a los hospitales con las pupilas dilatadas, las extremidades frías y espuma en la boca. Los médicos dicen que estos síntomas son típicos de las víctimas degas nervioso", ha señalado Baker.

Una foto supuestamente tomada por activistas en Duma muestra los cuerpos de al menos 16 niños y tres adultos, uno con uniforme de combate, en el suelo de una habitación en una instalación sanitaria donde los cuerpos han sido trasladados.

Khaled Omar, del consejo opositor de Ain Tarma, ha afirmado haber visto al menos 80 cuerpos en un hospital local y en un colegio del distrito cercano de Saqba. "El ataque tuvo lugar cerca de las 03.00 AM (00.00 GMT). La mayoría de los asesinados estaban en sus casas", ha explicado Omar.

Damasco lo niega

El régimen de Damasco, por su parte, ha negado rotundamente las acusaciones. Una fuente oficial citada por la televisión estatal siria ha replicado que no hay "nada de cierto" sobre el supuesto ataque, y ha añadido que estos informes solo pretenden distraer a la misión de la ONU que llegó a Damasco este domingo, tras meses de negociaciones con el Gobierno sirio, para investigar sobre el terreno el presunto uso de armas químicas.

Noticias relacionadas

Tanto Damasco como los rebeldes se han acusado mutuamente de emplear este armamento durante el conflicto.EEUU y los países europeos creen que el Gobierno de Asad ha llegado a utilizar su arsenal de gas sarín en la guerra civil, lo que Washington consideró una "línea roja" que justificaba la ayuda internacional a los rebeldes.

Tras las nuevas denuncias, el OSDH también ha instado al equipo de la ONU, formado por 20 inspectores, a visitar los distritos atacados al este de Damasco. La CNFROS, hasta ahora, había denunciado que el régimen restringía los movimientos de esta misión, lo que afectaría al resultado de su estudio.