Hachazo a la cooperación internacional

España reduce el 90% la ayuda humanitaria en tres años

Intermón Oxfam advierte de la desprotección de 7 millones de personas

La comunidad de Natriguel, en Mauritania, en riesgo de sufrir inseguridad alimentaria.

La comunidad de Natriguel, en Mauritania, en riesgo de sufrir inseguridad alimentaria. / INTERMÓN OXFAM / PABLO TOSCO

Se lee en minutos

MONTSE MARTÍNEZ
BARCELONA

La responsable de incidencia política humanitaria de Intermón Oxfam, Lara Contreras, usa una comparación demoledora cuando aborda el tema de las drásticos recortes de España en ayuda humanitaria: «Es inaceptable que el dinero destinado a toda la respuesta española para la emergencia (alimentaria) en el Sahel -10 millones de euros en el 2012- sea prácticamente igual a la indemnización que recibió el director general del Banco de Valencia». El recorte del 90% de la partida de la ayuda humanitaria de España en los últimos tres años dejará en situación de abandono y desprotección total a siete millones de personas afectadas por conflictos y desastres naturales el año que va a empezar.

Es uno de los datos más reveladores del informe de la oenegé Intermon Oxfam, avalada por otro estudio detallado del Instituto de Estudios sobre Conflictos y Acción Humanitario (IECAH) en colaboración con la organización Médicos sin Fronteras (MSF).

Los principales actores en materia de cooperación alertan de que la ayuda humanitaria pública española está «al borde de la desaparición».

CAÍDA EN PICADO / El proceso de reducción presupuestaria -según los datos del IECAH) empezó en el 2010, con un recorte del 23% con respecto al año anterior pese a ser el año del terremoto de Haití y de las inundaciones en Pakistán. En el 2011, último año del Gobierno socialista, el presupuesto se redujo otro 40% con respecto al 2010. En el 2012, la partida queda por debajo de los 50 millones de euros y las previsiones del 2013 la sitúan por debajo de los 20 millones. Una caída en picado.

Los datos aportados por la oenegé Intermón Oxfam van en idéntica línea: «Se ha pasado de los 127,5 millones de euros en el 2010 a los 12,3 previstos para el 2013». El borrador de presupuestos generales del Estado para las oenegés implica la desaparición de facto de la ayuda pública española a nivel internacional.

Noticias relacionadas

Los especialistas en materia de cooperación internacional lamentan que los recortes conviertan a España en un donante insignificante ahora que su trabajo empezaba a ser reconocido a nivel internacional.

«MEDIDAS MIOPES E INÚTILES» / «Aunque con algunas debilidades, la ayuda humanitaria española estaba alcanzando una masa crítica, un cierto reconocimiento internacional y, lo que es más importante, estaba sirviendo para responder a crisis humanitarias en muchos lugares del planeta», argumenta el codirector del IECAH, Francisco Rey que, a renglón seguido, añade: «Los responsables políticos han optado por la vía fácil, adoptando medidas a corto plazo inconscientes, miopes y además inútiles ya que no van a ayudar a la reducción de la deuda, que afectarán a su credibilidad exterior y que tendrán un efecto muy negativo sobre las poblaciones vulnerables a las que llegaba la ayuda».