Ir a contenido

Los países árabes rompen el bloqueo económico a la ANP

La Liga Árabe se desmarca del castigo internacional por la política de EEUU

Hamás y Al Fatá consensuan a un islamista moderado como primer ministro

JOAN CAÑETE BAYLE / JERUSALEM

Los ministros de Asuntos Exteriores de Liga Árabe decidieron ayer en una reunión en El Cairo romper el bloqueo internacional a la Autoridad Nacional Palestina (ANP), en vigor desde la victoria electoral de Hamás en enero como respuesta a la muerte de 19 palestinos en Beit Janún (franja de Gaza) el pasado miércoles en un bombardeo israelí. Los países árabes responden de esta forma al veto de EEUU a una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que condenaba las acciones israelís en la franja mediterránea.

"Hemos decidido no cooperar con el bloqueo. Ya no va a haber un asedio internacional", declaró el ministro de Exteriores de Bahrain, el jeque Jalid bin Ahmed al Jalifa. Desde el momento en que EEUU y la Unión Europea decidieron boicotear a la ANP hasta que Hamás reconociera a Israel, aceptara los acuerdos firmados entre palestinos e israelís y renunciara a la violencia, los países árabes se unieron a ese boicot de manera más o menos pública. En el transfondo estaba, por un lado, las presiones estadounidenses y, por el otro, el miedo de países moderados como Jordania y Egipto a que la victoria electoral de Hamás reforzara a sus propios partidos islamistas.

Fuentes palestinas apuntaban ayer que la postura de la Liga Árabe también es una forma de ayudar al presidente de la ANP, Mahmud Abbás (Abú Mazen), en la recta final de sus discusiones con Hamás para formar un Gobierno de unidad nacional formado por tecnócratas que salve el bloqueo occidental. En Gaza, delegaciones de Hamás y Al Fatá negociaron ayer la distribución del Ejecutivo, una vez que fuentes anónimas de ambos partidos afirmaran que hay acuerdo sobre la figura del primer ministro. Se trata de Mohamed Shubair, rector de la Universidad Islámica, considerado un islamista moderado en la órbita de Hamás pero sin vínculos con el movimiento islamista. En este punto de las negociaciones, Hamás exige ocho ministros de su entorno, cuatro de Al Fatá, ocho de los partidos pequeños y cuatro independientes. Al Fatá exige nombrar a seis ministros.

LA CRISIS IRANÍ

El bloqueo a la ANP es uno de los puntos de la reunión que el primer ministro israelí, Ehud Olmert, celebrará con George Bush en Washington. No obstante, el punto principal de la agenda es Irán. En una entrevista publicada por la revista Newsweek y el periódico The Washington Post, Olmert declaró que solo habrá una salida a la crisis nuclear iraní si Teherán "empieza a sentir miedo". Olmert volvió a comparar al presidente iraní, Mahmud Ahmadinayad, con Adolf Hitler y lo calificó como "un hombre que está dispuesto a cometer crímenes contra la humanidad".

0 Comentarios
cargando