Hospitalet

Hospitalet

Más allá del Hospi

Por qué en L'Hospitalet están los orígenes del básquet en silla de ruedas español

Los jugadores del CEM L’Hospitalet, club decano de básquet adaptado nacional.

Los jugadores del CEM L’Hospitalet, club decano de básquet adaptado nacional. / Álvaro Monge

  • El CEM L'Hospitalet, club de baloncesto adaptado local, es el decano nacional que sigue en activo desde su creación en 1977

  • Los protagonistas en su nacimiento y responsables federativos de Catalunya y España diseccionan para EL PERIÓDICO las claves de su historia

4
Se lee en minutos
Manuel Arenas
Manuel Arenas

Redactor

Especialista en historias locales, audiencias e información del área metropolitana de Barcelona y reporterismo social

Escribe desde área metropolitana de Barcelona

ver +

En L'Hospitalet de Llobregat hay vida más allá del 'Hospi', el conjunto deportivo por excelencia de la gran ciudad catalana. Y la hay en el baloncesto en silla de ruedas, deporte paralímpico en el que la selección española femenina cosechó una medalla europea histórica a finales del 2021.

El BCR CEM L'Hospitalet, club de baloncesto sobre silla de ruedas del municipio, es el equipo nacional más antiguo que sigue en activo ininterrumpidamente desde su creación en 1977, tal y como confirma la Federació Catalana d'Esports de Persones amb Discapacitat Física.

Entretodos

¿Eres vecino de L'Hospitalet? Háblanos de tu ciudad

Publica en Entre Todos tu experiencia en primera persona vinculada a la gran ciudad catalana

Noticias relacionadas

El club, además, nació como oportunidad para las mujeres, la mayoría afectadas de polio, a las que los últimos reductos del franquismo no permitían competir en básquet en silla de ruedas. Los jugadores actuales del club hablan con EL PERIÓDICO aquí de sus historias de vida tras el deporte. Y los protagonistas de sus orígenes cuentan su los inicios a través de las siguientes claves.

El club en activo decano en España

El CEM L'Hospitalet, el club de básquet sobre silla de ruedas de L'Hospitalet de Llobregat, es el conjunto de este deporte paralímpico más antiguo que sigue en activo ininterrumpidamente desde su creación . Su impulsor, Ramon Gisbert (64 años), cuenta que el equipo se fundó en 1977, primero como CEM Barcelona y más tarde como CEM L'Hospitalet, aunque durante los dos años anteriores ya entrenaban y jugaban partidos. Josep Giménez, que también estuvo en los inicios del club y actualmente es presidente de la Federació Catalana d'Esports de Persones amb Discapacitat Física, precisa: "El Club Esportiu Costa Daurada se fundó un año antes, pero ellos interrumpieron su actividad durante una etapa y el CEM no, de modo que es un hecho que el CEM L'Hospitalet es el club decano con actividad más sólida e ininterrumpida desde su fundación".

Una salida para mujeres con polio

"El CEM L'Hospitalet nació como equipo de mujeres que el franquismo no dejaban competir". Así lo cuenta Ramón Gisbert, quien relata que todo empezó en una jornada de convivencias de la antigua ANNIC (Asociación Nacional de Inválidos Civiles), entidad activa durante el franquismo de la que Gisbert fue parte. "Unas chicas nos preguntaron cómo podían jugar a básquet sobre silla de ruedas; yo pregunté y los de la ANNIC, como eran franquistas, me dijeron que no querían saber nada de mujeres". Al principio, desde la ANNIC les habilitaron a entrenar y las mujeres, muchas de ellas afectadas de poliomelitis, debían coger prestadas las sillas del equipo de hombres. "El 1 de mayo del 1976 se jugó en la C/Garcilaso de Barcelona el primer partido de baloncesto sobre silla de ruedas de mujeres en España", afirma Gisbert. Una vez desaparecida la ANNIC, el club quedó bajo el paraguas del Institut Guttman, que "sólo se interesó por el equipo de hombres, desatendiendo a las mujeres", corrobora Josep Giménez, que recuerda una anécdota: "Cuando el CEM empezó, ¡nos llegaron a impugnar partidos porque teníamos a mujeres!". Una de aquellas mujeres pioneras fue Montse Gracia, actual presidenta del UNES Barça con la que este diario no ha logrado contactar al cierre de esta pieza.

La semilla de los JJOO 92

Antes de Tokio 2021, la primera vez que la selección española femenina de baloncesto en silla de ruedas tuvo presencia en unos Juegos Paralímpicos fue en Barcelona '92, en calidad de anfitrionas. Tal y como explica Josep Giménez, presidente de la Federació Catalana d'Esports de Persones amb Discapacitat Física, la semilla de aquel equipo fue precisamente el CEM L'Hospitalet. "Junto con otros equipos, el CEM aportó varias jugadoras a aquel conjunto", destaca Giménez, que enfatiza la influencia que ha tenido el club de L'Hospitalet en la divulgación y pedagogía de este deporte, especialmente en su enfoque femenino.

"Estábamos en la ruina"

En 2015, apunta Ramón Gisbert, el CEM L'Hospitalet estaba "a punto de la desaparición". Entre él y su hijo, Roger Gisbert, actual jugador y próximo vicepresidente del conjunto, se pusieron manos a la obra para resucitar al equipo. "El club estaba en la ruina", dice Roger Gisbert, quien explica que, ante la situación de urgencia, tuvo que buscar a jugadores entre sus conocidos para la nueva etapa del club. "La situación económica siempre es complicada: no tenemos mucha visibilidad y es difícil encontrar patrocinadores que apuesten por nosotros".

Pedagogía en los colegios de L'Hospitalet

Uno de los proyectos que el club está trabajando en la actualidad es la de promocionar y hacer pedagogía del básquet en silla de ruedas en las escuelas de L'Hospitalet de Llobregat. "Además de ser una vía de financiación para nosotros, queremos que los alumnos nos vean como deportistas, no sólo como a personas con discapacidad", narra Juan Carlos Guerrero, actual presidente del CEM L'Hospitalet. Cuando los jugadores participan en este tipo de actividades, sigue Guerrero, los padres les escriben por correo comentarios sobre cómo han cambiado su mirada en torno a las discapacidades. "Cuando los críos se sientan en la silla, ven que cuesta mucho y que no somos unos 'pobrecitos', sino que esto es un deporte".

Lee todas las noticias de L'Hospitalet de Llobregat en EL PERIÓDICO L'Hospitalet