15 ago 2020

Ir a contenido

COVID-19

Bellvitge restringe el acceso de acompañantes para afrontar los brotes en L'Hospitalet

El hospital dejará entrar solo a una persona por paciente ingresado, que deberá ser la misma durante todo el día

El Periódico

El Hospital de Bellvitge.

El Hospital de Bellvitge. / JOAN PUIG

Desde el pasado miércoles 15 de julio, el Hospital Universitari de Bellvitge (HUB) ha reducido las visitas a un único acompañante por paciente ingresado en situación de hospitalización convencional. Según un comunicado emitido poer el centro, el horario de visita es entre las 13 y las 17 horas de todos los días de la semana.

Desde el centro hospitalario de L’Hospitalet de Llobregat explican que este acompañante deberá ser la misma persona durante todo el día. Las medidas de limitación del acceso “se toman de forma extraordinaria como prevención para evitar el riesgo de transmisión comunitaria en el centro” ante el rebrote de covid-19 registrado en algunos barrios de L'Hospitalet.

El nuevo régimen de visitas afecta tanto a las plantas de hospitalización como al resto de unidades. Así, las personas ingresadas en las UCIs o en áreas de semicríticos podrán tener un acompañante cada día de 14 a 15 horas y de 20 a 21 horas. No obstante, desde el hospital señalan que estos horarios podrán tener una “cierta flexibilidad” en el marco del programa de Humanización de las Unidades de Críticos, siempre en función del estado y necesidades de los pacientes, las familias y la dinámica de trabajo de las mismas unidades.

En el área de reanimación posquirúrgica (RPQ), el horario de entrada del acompañante será únicamente de 19 a 20 horas. En el caso del área de Reanimación de Urgencias (REA), el horario de acceso para un único acompañante será de 14 a 15 horas.

Restringida la presencia en Urgencias

La presencia de acompañantes en Urgencias sigue totalmente restringida, “excepto en los casos que determine el equipo asistencial”, señalan desde el (HUB). De este modo, los acompañantes no podrán entrar en el box ni quedarse en la sala de espera previa al cribado y tendrán que salir del recinto.

Desde el hospital agradecen a pacientes y familiares la comprensión mostrada ante una situación excepcional y recuerdan que "estas medidas deben servir para evitar nuevos contagios por covid-19 y poder seguir desarrollando la actividad asistencial con normalidad".

Más noticias de L'Hospitalet en la edición local de EL PERIÓDICO DE CATALUNYA