Los sobrinos de Felipe VI

Así son los cuatro hijos de Iñaki Urdangarin y la infanta Cristina de Borbón

Juan Valentín, Pablo Nicolás, Miguel e Irene son deportistas, discretos y residen en distintas ciudades europeas

Los Urdangarin paseando por Vitoria, en diciembre de 2019: de izquierda a derecha, Miguel, Iñaki, Irene, Pablo (detrás y con gafas), la infanta Cristina y Juan Valentín.

Los Urdangarin paseando por Vitoria, en diciembre de 2019: de izquierda a derecha, Miguel, Iñaki, Irene, Pablo (detrás y con gafas), la infanta Cristina y Juan Valentín. / GETTY

4
Se lee en minutos
Laura Estirado
Laura Estirado

Periodista

Especialista en Gente, Moda, Tendencias, Estilo y Redes

Escribe desde Barcelona

ver +

"Las imágenes que Cristina jamás habría querido ver", las que publica este miércoles la revista 'Lecturas' en portada, con Iñaki Urdangarin, de la mano con una desconocida, paseando en actitud cariñosa, en el País Vasco francés, cerca de Bidart, donde la hermana del rey Felipe y su cuñado pasan muchos veranos, es una noticia bomba que, muy probablemente "sea motivo de decepción e inmensa tristeza" -como apunta en la revista la periodista Pilar Eyre-, para la infanta Cristina de Borbón, que actualmente reside en Suiza, a mil kilómetros de distancia. El reportaje fotográfico podría suponer un nuevo disgusto para la pareja, casada desde 1997, y padres de cuatro hijos tan discretos como estudiosos y deportistas, que se han asentado en varias ciudades europeas para cursar sus estudios. Así son las vidas de Juan Valentín, Pablo Nicolás Sebastián, Miguel e Irene, los cuatro hijos de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin.

Juan Valentín

El primogénito de los antiguos duques de Palma de Mallorca tiene 22 años y es el más discreto y misterioso de todos los hermanos. El segundo nieto de Juan Carlos y Sofía también es el séptimo en la línea de sucesión al trono español, tras la princesa de Asturias, Leonor de Borbón, la infanta Sofía de Borbón, la infanta Elena de Borbón, Felipe Juan Froilán de Marichalar, Victoria Federica de Marichalar y su madre, la infanta Cristina de Borbón. Tiene alergia a aparecer en los medios de comunicación, quizá porque es el que más ha vivido el calvario familiar a causa del 'caso Nóos', por el que fue juzgado su padre (la imputación de su padre en 2011, que acabó con su ingreso en prisión en 2018). Tenía apenas 10 años cuando en 2009 tuvo que dejar Barcelona, sus amigos del Liceo francés y su casa en el palacete de Pedralbes para trasladarse a Washington, primero, y después a Ginebra (sus lugares de 'exilio'). Tímido, responsable y religioso, en 2017, tras concluir el bachillerato en el Ecolint de Ginebra, se tomó un año sabático para marcharse a Camboya como cooperante de la ONG Sauce, del jesuita Enrique Figaredo. A la vuelta, se matriculó en 2018 en la universidad británica de Essex para cursar relaciones internacionales. También pasa mucho tiempo en Madrid, donde frecuenta a su abuela Sofía, a la que está muy unido, y a sus primos Felipe y Victoria de Marichalar. Le gusta montar en bici y también practica wakeboard o esquí acuático.

Pablo Nicolás Sebastián

Pablo Nicolás Sebastián, de 21 años, es el más mediático de los hijos de Cristina de Borbón e Iñaki Urdangarin. Como su padre, está cumpliendo su sueño deportivo, pues forma parte del equipo del Barça de balonmano, deporte donde triunfó su progenitor. "Es una alegría muy grande para nosotros porque se repite que un miembro de nuestra familia está jugando en el Palau", dijo de él su padre el pasado octubre, cuando el chaval debutó en el primer equipo (aquel día contribuyó con tres goles al triunfo ante el Huesca). Como su hermano mayor, también nació en la Clínica Teknon de Barcelona y estudió en el Liceo Francés de la capital catalana, ciudad en la que sigue viviendo. Es habitual ver a los miembros de su familia en las gradas para verle jugar, y él no se corta con los medios, a los que atiende frecuentemente cuando acaba un partido. Cursa sus estudios en la EU Business School, donde ha sido fotografiado con una amiga especial. Últimamente ha descubierto otra afición, la de 'tiktoker'. En la red social de vídeos cortos utiliza el 'nickname' de 'Pablito.urdangito'.

Miguel

El tercero de los hijos varones de Cristina e Iñaki es también muy discreto, como su hermano mayor. El próximo 30 de abril cumplirá 20 años y es tan alto como sus padres y sus hermanos. El ahijado del rey Felipe, su tío, tiene actualmente fijada su residencia en Londres, donde cursa sus estudios: ciencias del mar, pues es un apasionado de la biología y de los océanos. Siempre ha destacado por sus buenas notas y su sensibilidad, así como por sus ganas de broma, según ha señalado su entorno. Durante muchos años ha estudiado música y piano, y alguna vez ha salido al mar, en aguas mallorquinas, con su padrino.

Irene

La benjamina de la casa es Irene Urdangarin Borbón, que a sus 16 años guarda un gran parecido con su madre, tanto en los gestos como en su pelo rubio. La adolescente ya ha empezado a destacar tanto por su estilo como por su belleza, y se la compara habitualmente con su prima Leonor, la princesa de Asturias, con la que apenas se lleva unos meses. Aunque siempre ha sido muy discreta, sus 'looks' han acaparado últimamente la atención de los focos. Es de toda la familia la que menos ha vivido en España -aunque nació en el mismo centro médico que sus hermanos-, ya que sus padres se mudaron a Washington cuando ella solo tenía 4 años. Y al cumplir los 8, se instalaron en Suiza, donde aún sigue viviendo junto a su madre. Allí estudia en la prestigiosa Escuela Internacional de Ginebra. Habla a la perfección el inglés y el francés, y estudia alemán. La música y la moda le apasionan. Como sus hermanos, también practica varios deportes, entre ellos, la vela y el esquí. Y también guarda una estrecha relación con su abuela Sofía y su prima Victoria Federica.