Una gran benefactora

MacKenzie Scott, la tercera mujer más rica del mundo, se casa con el profesor de sus hijos

La ex mujer de Jeff Bezos se ha comprometido a donar la mayor parte de su fortuna

La filántropa MacKenzie Scott.

La filántropa MacKenzie Scott.

2
Se lee en minutos
El Periódico

La multimillonaria MacKenzie Scott, exesposa del fundador de Amazon, Jeff Bezos, se ha vuelto a casar dos años después de su divorcio con el magnate del comercio electrónico. Scott se ha desposado con Dan Jewett, un profesor de Ciencias de Seattle (EEUU).

El flamante marido de la tercera mujer más rica del mundo daba clases en el instituto privado Lakeside School, donde estudiaron los hijos de la Bezos y Scott.

El anuncio de la boda se ha realizado en la web de la organización filantrópica The Giving Pledge, en la que Jewett afirma que se ha comprometido a mantener el compromiso de su esposa de regalar la mayor parte de su riqueza.

MacKenzie Scott, de 50 años, es la 22ª persona más rica del mundo con un valor de unos 46.500 millones de euros, según Forbes. Tras su divorcio de Bezos en 2019, después de 25 años de matrimonio, obtuvo una participación del 4% en Amazon.

 3.700 millones donados

La benefactora se comprometió a donar la mayor parte de su fortuna. El pasado diciembre, Scott anunció que había donado 3.700 millones de euros (4.100 millones de dólares) durante los cuatro meses anteriores a los bancos de alimentos y los fondos de ayuda de emergencia por la pandemia de covid-19.

A estas donaciones se suman los más de 1.500 millones de euros que la exmujer de Bezos ha destinado de su fortuna a distintas causas benéficas como la desigualdad racial, los derechos LGBTQ, la salud pública o el cambio climático.

El marido de la filantrópica refirma en la web de la fundación su compromiso con la causa humanitaria: "Me uno a la persona más amable y reflexiva que conozco para hacer este compromiso, agradecido por el privilegio excepcional que será colaborar en la entrega de donativos".

Animar a los superricos

Noticias relacionadas

La campaña The Giving Pledge fue creada en 2010 por el magnate de los negocios estadounidense Warren Buffett junto con el cofundador de Microsoft, Bill Gates, y su esposa Melinda para alentar a los superricos del mundo a donar la mayor parte de su riqueza a causas filantrópicas.

"El año pasado me comprometí a devolver la mayor parte de mi riqueza a la sociedad que ayudó a generarla, a hacerlo de un modo cuidadoso, a empezar pronto y a mantener la promesa hasta vaciar la caja fuerte. No tengo dudas de que la riqueza personal de cualquiera es el producto de un esfuerzo colectivo y de estructuras sociales que dan oportunidades a ciertas personas y obstáculos a innumerables otras", explicó la mecenas el año pasado.