25 oct 2020

Ir a contenido

SORTEO CONFUSO

Reese Witherspoon la lía en Instagram

La firma de moda de la actriz recibe una demanda por una supuesta 'oferta engañosa'

Mireya Roca

La actriz y productora Reese Witherspoon.

La actriz y productora Reese Witherspoon. / JESSE GRANT

Reese Witherspoon ha sabido mantenerse en el complejo mundo de la interpretación desde que era una adolescente sin levantar polvaredas. Ahora la actriz, a sus 44 años, lleva una vida volcada en el cine, su firma de moda y su familia. 

Casada con Ryan Philippe, con el que tiene tres hijos -Ava, Deacon Reese y Tennese James-, desde siempre se ha mostrado discreta fuera de las cámaras, poco asidua a hablar de su vida privada, y de hecho nunca ha protagonizado ningún tipo de escándalo o polémica. Hasta ahora.

Esta semana su nombre ha saltado a los medios estadounidenses por un supuesto mal entendido en las redes sociales. Todo comenzó el pasado 2 de abril, cuando los responsables de Draper James, la firma de ropa de la intérprete, decidieron impulsar un sorteo a través de Instagram para obsequiar una serie de vestidos de edición limitada a profesoras de educación primaria como prueba de su agradecimiento por la labor que estas habían llevado a cabo con los niños durante la pandemia del coronavirus. 

Trying to make sense of how to work from home, eat right, not stress, run two businesses, and care for three kids has been a full time job the last few weeks.⠀ ⠀ Luckily, I called some awesome friends who are experts in lots of areas for advice. We discussed parenting, marriage counseling, pre-natal needs, financial advice, and so much more. ⠀ ⠀ I found them so helpful and I wanted to share a few of my chats with you all. I’m calling this series #ShineOnAtHome. I hope that these conversations can help guide you or inspire you or just make you laugh.⠀ ⠀ @HelloSunshine and I are also partnering with @wckitchen to raise awareness about their new #ChefsForAmerica program that feed medical workers and underserved communities across the country. ⠀ ⠀ Support World Central Kitchen here or by clicking the link in my bio: wck.org/shineon

Una publicación compartida de  Reese Witherspoon (@reesewitherspoon) el 

"Homenaje a la comunidad educativa"

Pero lo que comenzó como un gesto solidario le ha traído serios problemas a la actriz, oscarizada por su papel en 'La cuerda floja' (2005). "Estimadas profesoras:  Queremos daros las gracias. Durante la cuarentena os hemos visto trabajar más duro que nunca para educar a  nuestros hijos. Para mostrar nuestra gratitud, a Draper James le gustaría regalar a los maestros un vestido", anunció la firma de moda a través de su cuenta de Instagram.

Teniendo en cuenta que la publicación en las redes sociales, a diferencia de las bases de la campaña publicadas en la página web, no  profundizaba demasiado en los detalles del sorteo, el cual implicaba registrarse y completar un formulario con una fecha límite. Sin embargo, al parecer no tuvieron en cuenta la cantidad de pedidos que entrarían y no pudieron cumplir con lo prometido.

 Esta semana, según informa'TMZ', tres docentes han interpuesto una demanda contra Draper James y, por tanto, contra Witherspoon, al considerar que la acción está ligada a una "oferta engañosa", ya que según ellas, la publicidad prometía un vestido para cada una, pero no advertía que entrarían en un sorteo en el que tenían pocas posibilidades de ganar, ya que el límite era de 250 unidades.

En su denuncia colectiva, aseguran que el coste total de las prendas en cuestión es menor a los 12.000 euros, lo que no representaría una suma significativa para una artista de la talla de Witherspoon, y que su acción solidaria parece que ha sido una farsa publicitaria para ganar seguidores. Según el citado portal de noticias, las demandantes esperan recibir una compensación por los daños causados.

"Este recurso es un injusto intento de explotar la buena voluntad de Draper James, que solamente quería rendir homenaje a la comunidad educativa con el obsequio de cientos de vestidos gratis. El hecho de que las unidades fueran limitadas, hacía preveer la imposibilidad de regalar un vestido a cada maestra que participara en el sorteo, también quedaba patente en las bases de la oferta.Fue revelado y no constituye motivo de demanda", ha declarado Theane Evangelis, representante legal de la firma de ropa.

.