30 mar 2020

Ir a contenido

CAMILLA HA DADO NEGATIVO

El príncipe Carlos da positivo por coronavirus

"Ha estado mostrando síntomas leves, pero por lo demás se mantiene en buen estado de salud y ha estado trabajando desde casa durante los últimos días", según Clarence House

Begoña Arce

El príncipe Carlos de Inglaterra, positivo por coronavirus. / VICTORIA JONES / AFP / VÍDEO: EUROPA PRESS

El coronavirus ha alcanzado a la familia real británica. Carlos de Inglaterra, heredero al trono, ha dado positivo, de acuerdo con el comunicado emitido el miércoles por Clarence House. El príncipe de 71 años, “padece síntomas leves, pero su salud es buena y ha estado trabajando desde casa durante los últimos días,”.  En cuanto a su esposa, Camila de 72 años, “la duquesa de Cornualles también ha sido sometida a la prueba, pero no tiene el virus”. El matrimonio permanece aislado por separado y en cuarentena en el castillo escocés de Balmoral, donde “cuentan con un equipo médico que les vigila, por si los síntomas se agravan”. El príncipe de Gales comenzó a sentirse mal durante el fin de semana y decidió someterse a la prueba, que llevó a cabo el equipo de la sanidad pública de Aberdeenshire.

Carlos ha estado realizando múltiples actos públicos y privados en los últimos catorce días, a los que han asisitido centenares de personas, incluidos encuentros con la reina y con celebridades, como los actores Pierce Brosnan, James Norton y Richard E. Grant y el Rolling Stone, Ronnie Wood. De acuerdo con Clarence House, “no es posible determinar dónde se contagió el príncipe, dado el elevado número de eventos en los que ha participado en las últimas semanas”.

Encuentro con Alberto de Mónaco

Esa agenda tan repleta preocupa ahora, especialmente el hecho de que  Carlos coincidió el 10 de marzo en Londres con el príncipe Alberto de Mónaco, que poco después dio positivo en la prueba del COVID-19. Ambos participaron en un evento de la organización “WaterAid”, donde estuvieron discutiendo sobre el cambio climático e intervinieron juntos en una mesa redonda.  Dos días más tarde, el 12 de marzo, Carlos se reunió por la mañana con su madre en el palacio de Buckingham, encuentro que ahora ha hecho saltar las alarmas.

Los portavoces de Isabel II, que pronto cumplirá 94 años, señalaron en un comunicado que, “su Majestad goza de buena salud. La reina está siguiendo todos los consejos apropiados”. La soberana se ha recluido en el castillo de Windsor con su esposo, Felipe, duque de Edimburgo, de 98 años, quien no estuvo presente en el encuentro entre Carlos y la reina.

El palacio de Buckingham anuló un mensaje televisado a la nación de la monarca, “por su propia seguridad” y para dejar que sean políticos y sanitarios los que vayan informando y dando las órdenes al país sobre cómo afrontar la pandemia.

 

Siguió unos días con la agenda

Carlos y Camila habían llegado el domingo a Escocia. Aunque pocos días antes el príncipe había cancelado numerosos compromisos públicos de su cargada agenda oficial, siguió manteniendo encuentros privados en su mansión de Highgrove. Tras conocer el resultado del test, todas las personas que han estado en contacto con él han sido advertidas del contagio. El príncipe ha hablado por teléfono con la reina y con sus hijos. Guillermo dejó el palacio de Kensington en Londres y se ha instalado con su esposa Catalina y sus tres hijos en la residencia campestre de Anmer Hall, en Norfolk. El príncipe Enrique y Meghan siguen en Canadá.

'Coronavirus hoy'

Suscríbete a nuestra newsletter para conocer toda la actualidad e información práctica sobre el desarrollo de la pandemia y sus repercusiones