22 feb 2020

Ir a contenido

SILUETA DESCONOCIDA

La impactante foto de Adele, con 30 kilos menos

La cantante británica se dejó ver en una fiesta privada tras la gala de los Oscar ¡más delgada que nunca!

El Periódico

Adele, en un vídeo de su cuenta de Instagram.

Adele, en un vídeo de su cuenta de Instagram.

"Irreconocible". "Sin palabras". "Parece otra persona". Los fans de Adele no dan crédito ante la nueva imagen mucho más delgada de la cantante, que apareció en una de las fiestas privadas tras la gala de los Oscar, la que organizaban Beyoncé Jay-Z, con un vestido entallado de leopardo que le marcaba una increíble cinturita de avispa.

La intérprete de 'Hello', de 31 años, acudió al Chateau Marmont de West Hollywood con un espectacular 'look'. Además del vestido en 'print animal' con incrustaciones de brillantes, la diva británica lució un recogido alto, pendientes de aro gigantes y un maquillaje muy sofisticado donde sobresalía el 'eyeliner' negro y las cejas muy marcadas, para resaltar su mirada felina.

En la imagen que se ha viralizado en las redes aparece junto a una popular presentadora de televisión polaca, Kinga Rusin, quien además de cumplir el sueño de conocer a la cantante de 'Someone like you' y ganadora de 15 Grammy, se fotografió junto a ella. "Sinceramente, no la reconocí porque está muy delgada", ha descrito en un mensaje que ha publicado en redes sociales. 

La cantante Adele y la presentadora polaca Kinga Rusin. / INSTAGRAM

"Hablé con Adele durante 30 minutos y no me di cuenta de quién era hasta que me dijo su nombre. Realmente parece otra mujer después de su considerable pérdida de peso. Charlamos sobre zapatos y bailamos mucho en una noche increíble", cuenta la periodista.

Nueva afición por el deporte

El cambio físico de Adele en realidad empezó hace unos meses. Tras separarse en abril de su esposo, Simon Konecki, en octubre reapareció en la fiesta del 33º cumpleaños del rapero Drake: ya estaba bastante cambiada, lucía mucho más estilizada. Aquella velada, con su vestido de terciopelo negro, la intérprete de 'Rolling in the Deep' fue la estrella, y las imagénes y vídeos de la 'party' se viralizaron también.

Al parecer Adele se ha apuntado a la dieta Sirtfood, que se basa en alimentos que interaccionan con un grupo de proteínas llamado sirtuinas y con la cual se pueden perder unos tres kilos a la semana, además de rejuvenecer el organismo y reparar las células. Se trata de una dieta "peligrosa", pues reduce el consumo diario de calorías a 1.000 al día en la primera semana, repartidas en tres zumos de verduras y una única comida que puede incluir pavo, pollo o perejil.

Esta dieta fue diseñada para un grupo de 'celebrities' en uno de los gimnasios de moda de Londres por los nutricionistas Aidan Goggins y Glen Matten.

"Antes solía llorar, ahora sudo", escribió la intérprete junto a una foto en Instagram, dando a entender su nuevo interés por el deporte, concretamente el pilates.

Cabe recordar que Adele ya adelgazó drásticamente en el 2015: en plena promoción del disco '25' reapareció con 68 kilos menos.

Temas Adele