Ir a contenido

CUMPLEAÑOS DE UN ICONO LATINO

Jennifer Lopez cumple 50 años (y no lo parece)

La neoyorquina celebra el medio siglo como gran estrella latina del cine, la música y la moda

Mireya Roca

Jennifer López cumple 50 años. / ANDREW KELLY (REUTERS / VÍDEO: EUROPA PRESS)

Jennifer Lopez (Nueva York, 1969) sopla este miércoles un inmenso pastel con 50 velas. La diva celebrará tan redondo cumpleaños por todo lo alto, y motivos no le faltan. Sus taquillazos, su música, sus campañas publicitarias y su participación como juez en American idol hacen de ella uno de los personajes más renombrados del panorama estadounidense, y sin duda la gran estrella latina del espectáculo. De hecho, ha sido reconocida con el premio Vanguard de la cadena MTV, el Fashion Icon que concede el CFDA (Consejo de Diseñadores de Moda de América) y un puesto en la lista de las 100 personas más influyentes del 2018 que elabora la revista Time.

Lopez, que luce un físico envidiable gracias a la genética pero también a las visitas a la medicina estética, también es una máquina perfecta de fabricar dinero. La citada publicación suele incluirla también en su lista de celebrities más ricas: el año pasado, sin ir más lejos, ganó 47 millones de dólares. Y es que no cesa de cosechar éxitos: 40 millones de discos vendidos, más de 1.000 millones de euros recaudados a lo largo de su carrera cinematográfica y hasta un récord Guinness en el 2011, con el lanzamiento simultáneo de su segundo álbum de estudio, JLo, y el estreno de su filme, Planes de boda. 

Jennifer Lopez, en el escenario de los Grammy, el pasado mes de febrero, en Los Ángeles. / ROBYN BECK (AFP)

Imperio cosmético

A JLo no se le resiste nada y no para de cosechar triunfos, ya sea bailando, cantando, en la gran pantalla. o como youtuber. Pero tampoco hay que olvidar su faceta como empresaria de su propia firma de ropa y su imperio en el mercado de la cosmética con su línea Inglot Cosmetic, una colección de 70 productos que se pusieron a la venta en abril del 2018. Aunque su idilio con  el mundo de la belleza comenzó mucho antes, con los perfumes, cuando en el 2010 lanzó su primera creación, Glow by J.Lo, un"aroma sensual y sexi" hecho a base de esencia de vainilla, naranja y jazmín, en palabras de su propia creadora. Tras el éxito de Glow by J.Lo, vinieron Miami by J.Lo, Love at the first Glow y y otros 14 perfumes en tan solo 10 años.

La actriz, cantante, productora, empresaria, que incluso ha escrito sus memorias en el libro Amor verdadero, nació en el seno de una familia de origen puertorriqueño en el Bronx neoyorquino. Su sueño desde pequeña era ser artista, por ello a los cinco años empezó a dar clases de baile y canto. Para no disgustar a sus padres, JLo se matriculó en el Baruch College, pero solamente estudio seis meses porque tenía claro que lo suyo era el espectáculo. Sus padres no lo aprobaban y le decían que los latinos no llegaban a nada en Hollywood. Sin embargo, ella hizo las maletas y se fue a Manhattan para seguir con sus estudios de interpretación y música.

Bailarina en Broadway

Poco a poco se introdujo en el circuito del star system y empezó con pequeños papeles en series de televisión y teatro. En sus inicios participó también en un musical de Broadway como bailarina.

Sin embargo, su gran salto a la fama sucedió en 1997, cuando fue elegida  entre decenas de chicas para interpretar a Selena en el filme del mismo nombre, la cinta biográfica de la reina del tex-mex. Como muchas jóvenes latinas, Jennifer sentía una gran admiración por Selena. Por su brillante interpretación se embolsó un millón de dólares y fue nominada al Gobo de Oro como mejor actriz.

Ese mismo año, la actriz fue seleccionada para protagonizar la primera entrega del filme Anaconda, con el que fue galardonada con el Alma Awards en 1998 y el BMI Film Music. Sin embargo, la neoyorquina no se conformó con sus papeles en la gran pantalla y, en 1999 debutó como cantante con el lanzamiento del sencillo If You Had My Love, que fue número uno en la lista Billboard Hot 100, mientras que con el álbum On The 6 (1999) obtuvo otro gran éxito.

Tres bodas, sonados 'affaires' y dos hijos

La vida amorosa de JLo ha sido un tanto ajetreada. Se ha casado en tres ocasiones: en febrero de 1997 prometió amor eterno al escritor Ojani Noa, pero la historia no fluyó y se separaron en menos de un año. Poco tiempo después mantuvo un turbio romance con el rapero Puff Daddy, que duró a penas cuatro meses.

Se casó por segunda vez en septiembre del 2001 con el exbailarín Cris Judd, y con el que se divorció en junio del 2002. Unos meses más tarde, Jennifer Lopez Ben Affleck formaron una de las parejas más mediáticas del papel couché. Su compromiso en el 2002 fue muy comentado en los medios del mundo mundial, pero sorprendentemente el actor canceló la boda cinco días antes del enlace.

Jennifer Lopez y Ben Affleck. /CHRIS PIZZELLO (AFP)

La diva empezó en el 2011 una relación de idas y venidas con Casper Smart, un bailarín 18 años menor que ella. "Es fantástico. Es mi mejor amigo. Le puedo contar todo", declaró una enamorada JLo.  Cinco años después, la pareja rompió, pero actualmente siguen siendo buenos amigos.  

La relación más duradera le llegó a JLo en el 2004 cuando contrajo matrimonio con el cantante Marc Anthony, padre de sus mellizos Emme Max, de 11 años, que nacieron el 22 de febrero del 2008. Sin embargo, la pareja anunció su ruptura en el 2011 y actualmente mantienen una excelente relación de amistad.

JLo con su tercer marido, el cantante y productor Marc Anthony.  / MATT SAYLES (AFP)

A pesar de sus fracasos amorosos, Jennifer aún cree firmemente en el matrimonio. Actualmente vive feliz junto a su prometido Alex Rodríguez, exjugador de bésibol, con el que piensa casarse y pasar el resto de su vida a su lado. "Sigo creyendo en el matrimonio y sí que me gustaría hacerme mayor al lado de alguien con quien mantuviera un compromisdo de por vida", declaró recientemente en una entrevista paraVanity Fair.

Pie de foto /ANGELA WEISS (AFP)

"Estado de ánimo cumpleañero"

Inmersa estos días en su gira It's My Party: The Live Celebration, impulsada precisamente como autohomenaje a su 50º cumpleaños,  la estrella ha podido disfrutar de una  fiesta sorpresa en el backstage de su concierto en el Armway Center de Orlando.

Su chico fue el encargado de llevarla a una sala con globos y decorada con una gigantesca tarjeta de cumpleaños de tamaño humano, en la que sus seres queridos habían escrito mensajes de felicitación. Más tarde, la propia artista compartió un simpático GIF junto al deportista y dos de sus hijos meneando el trasero en lo que parecía ser el interior de un tráiler, y sobre el que escribió: "Estado de ánimo cumpleañero".