Ir a contenido

SEGÚN 'THE WASHINGTON POST'

El hermano de la amante de Bezos fue quien filtró los mensajes sexuales

El 'National Enquirer', medio afín a Donald Trump, pagó 200.000 dólares, a Michael Sánchez

AFP

El CEO de Amazon, Jeff Bezos.

El CEO de Amazon, Jeff Bezos. / AFP / JIM WATSON

No se han cumplido las sospechas de Jeff Bezoos: no fue ni la Casa Blanca, ni los hackers ni Arabia Saudí los que le dieron al National Enquirer los mensajes de texto íntimos y picantes que el fundador de Amazon le envió a su novia, Lauren Sánchez, expresentadora de televisión con la que tuvo una relación extramarital. Según The Wall Street Journal, fue el hermano de su amante, Michael Sánchez, quien proporcionó a la publicación semanal, sensacionalista y afín a Donald Trump la memoria con los mensajes, a cambio de la suculenta cifra de 200.000 dólares (algo más de 176.000 euros).

The National Enquirer publicó a finales de enero el apasionado intercambio de textos entre Jeff Bezos (54 años) y Lauren Sánchez (49), que fue presentadora del programa matutino California Good Day LA de la cadena Fox. 

Tras el escándalo, el hombre más rico del mundo según Forbes, anunció que se divorciaría de su esposa, MacKenzie Bezos, tras 25 años de matrimonio. Jeff y MacKenzie tienen tres hijos, ya adolescentes, y adoptaron una niña en China.

En febrero, el CEO de Amazon y propietario del Washington Post acusó al editor del National Enquirer de tratar de chantajearle con amenazas de publicar los mensajes íntimos.

Una relación de ocho meses

Según el Wall Street Journal, que cita a las personas involucradas en el caso, Michael Sánchez habría vendido los mensajes de texto de alto contenido sexual. The National Enquirer los publicó acompañados de fotografías de la pareja, que según sus investigaciones, había estado saliendo durante al menos ocho meses.

Michael Sánchez, por su parte, que también es partidario de Trump, se ha negado a hablar sobre el asunto de la venta, algo que define como "viejo rumor".

Donald Trump Jeff Bezos están enfrentados públicamente. El presidente de Estados Unidos llama al Washington Post "el enemigo del pueblo" y fuente de "noticias falsas".