Ir a contenido

ENTREVISTA

Ana Torroja: "No sé qué habría sido de Mecano de haber seguido"

Cierra este sábado el concierto 'Yo fui a la EGB' en el Palau Sant Jordi de Barcelona

Luis Miguel Marco

Ana Torroja, en una actuación en el Palau de la Música.

Ana Torroja, en una actuación en el Palau de la Música. / FERRAN SENDRA

Esta sábado tarde y noche la 'juventud' que fue a la EGB baila. Y canta. El Palau Sant Jordi de Barcelona se convierte en una enorme pista de baile para, a partir de las seis, viajar en el tiempo y recordar los éxitos de La Unión, OBK, Olé Olé, Katrina and the wawes, Pino D'angi'o ('Ma queale idea')  y, cerrando la gira 'Yo fui a la EGB' que presenta Carlos Latre, Mecano. Su voz, la de Ana Torroja (Madrid, 1959), suena fresca y cercana unas horas antes de este "revival total".

-Por fin un concierto en el que los padres no se quedan fuera esperando a los críos.

-Eso es. Es el momento padres, tíos, cuñados, hermanos y amigos. Vamos a liarla. En Madrid fue una locura. Se creó una energía impresionante. Las gente vino con unas ganas locas de divertirse y aquí será igual. Al final es escuchar la banda sonora de tu vida y revivirla a través de la música y eso siempre es mágico.

-Seguro que muchos de los que acudan guardan en casa algún vinilo o compacto de Mecano.

-Fíjate que el otro día alguien me trajo uno para que se lo firmara y llevaba todavía el precio en pesetas. La perspectiva del tiempo me ha hecho vez lo importante que nuestra música ha sido para mucha gente y eso te hacer pensar que valió la pena.

-Vosotros pillásteis un momento muy glorioso para la música, cuando no existía la piratería y los discos eran objetos de culto.

-Total. Y encima es que se hacían bonitos, con su libreto dentro, te esmerabas mucho en las portadas porque lucía mucho. Ahora ha vuelto otra vez ese interés por los vinilos. Ojalá volviéramos al vinilo, qué te voy a decir.

-¿Cómo será su actuación?

-Voy a cantar solo canciones de Mecano. Unas 12 canciones y me estoy volviendo loca para ver qué quito. ¿Qué hago? La suerte es que hago un 'medley' y ahí meto varias.

-¿Cantará aquello de "los cariñitos siempre me han parecido una mariconez"?

-  Esa va en el pupurrí, como la de 'Barco a Venus'. No podía faltar.

-Siempre ha dicho que nació timida y moriré tímida. No es un poco desconcertante.

-Sí, como el doctor Jekyll mister Hyde, no sé que pasa. Pero no soy yo la única. En casa, o cuando estoy con amigos, se extrañaban mucho de que no quisiera cantar en 'petit comité'  porque me daba vergüenza. Pues en un concierto lo hago porque no tengo al público tan cerca. Salta un resorte en mí y salgo a torear porque no hay otra. No te vas a ir a casa corriendo.

-¿Es cierto que fue el productor musical Miguel Ángel Arenas  'Capi' quien en los inicios del grupo dijo que era usted la que debía cantar?

-Sí. Fue él quien dijo en la discográfica CBS que debía ser yo la voz principal. Supongo que vio algo especial o diferente en mi voz. Quizá le dio ternura esa timidez, no lo sé. Fue él quien me cambió la vida porque al principio de Mecano cantaba Jose.

-Hay que recordar que Ana Torroja ha seguido cantando, aunque en España la hayamos odio menos.

-Llevo cuatro años girando con 'Conexión' en México y en otros países de Latinoamérica. Y aunque no tuviera disco seguiría dando conciertos. Aquí la gente no es tan fiel como en aquellos países.

-¿Y es cierto que durante años no pudo cantar 'Mujer contra mujer' en algún país?

-En México. Exacto. Como 'Barco a Venus' aunque el mensaje fuera el de no te drogues. Fueron canciones que estuvieron censuradas y que no sonaban en ciertas radios y televisiones. Al final se rindieron a la evidencia. México, al menos la capital, ha cambiado muchísimo también en ese sentido. Yo la sigo cantando porque es mucho todavía lo que hay que conseguir. Recuerdo que la canté una vez en un teatro en México con una actriz y cantante que se llama María León y nos dimos un beso al final de la canción y aquello salió hasta el los informativos. Y yo decía: Ojalá llegue el día en que un beso entre dos mujeres o dos hombres no sea noticia. 

-¿Se reconoce cuando se escucha en aquellas grabaciones?

-El color sigue siendo el color. La personalidad en la voz sigue estando ahí, también la forma de cantar. Pero sí es verdad es que todo ha madurado, vamos a decirlo así. Mira que vocecilla tenía.... (Risas). Hay gente que me dice que ahora canto mejor que antes. Yo no he dejado de estudiar. 

-Después de la vorágine, ¿que sabor le ha dejado su paso por esta última edición de 'Operación Triunfo'?

-Ha sido un reto, pero no para mí, para cualquiera que se siente ahí. Yo sabía que despertaba pasiones pero no a esos niveles. Es un fenómeno sociológico muy interesante. Ha sido una aventura muy difícil. Yo he hecho otros programas como 'El número uno' y no tiene nada que ver, para el jurado es mucho más amable. En 'OT' por muchísimo cariño que pongamos en las valoraciones no siempre van a gustar. También te tengo que decir que yo ya contaba con eso. 

-La noto dolida.

-Bueno. Las redes sociales ya sabemos cómo son. Lo que me violentó fue la falta de respeto. Porque tú puedes opinar lo que quieras y no siempre vamos a estar de acuerdo, obviamente. Pero de ahí a los insultos, a perder las formas... Eso me sorprendió muchísimo. Debe de ser porque no me había pasado antes afortunadamente. 

-Si la rumorología dice que vuelve Mecano.... acabe la frase.

-Seguramente será una broma. Lo siento porque sé que hay muchísima gente a la que le gustaría, pero sabes lo que digo yo a veces, y no sé habrá gente que diga que le da igual y que a ver si nos juntamos, pues que esto es como esos amores efímeros que se idealizan porque acabaron bien, pues eso. Yo muchas veces pienso que no sé que hubiera sido de nosotros de haber seguido, ¿sabes? Se acabó la historia en un momento álgido. Yo hago lo que puedo en el concierto para suplir a Nacho y Jose para que la gente se sienta feliz. 

- Al menos las canciones siguen vivas.

-Vivísimas. Pero son las que son y no sé si hubiera habido más. 

-Igual aquello hubiera sido 'El crepúsculo de los dioses'.

-Eso nunca se sabrá. 

-A su hija, adolescente ya, le gustan las canciones de su madre.

-Es fan de su madre, pero no de las canciones de su madre, aunque se viene a los conciertos y se las sabe.

-No son buenos tiempos para los cantantes.

-No lo llevan siendo desde hace muchos años. La nuestra es una lucha contra las nuevas tecnologías, que lo han manipulado todo. La vida sería inimaginable sin música, lo que ocurre es que la consumimos de otra manera. Afortunadamente se siguen haciendo conciertos. El año pasado estuve viendo a Sting en México, repasando las canciones de 'Police' en una parte del concierto, y tuve una semana de resaca de felicidad. Estaba eufórica y eso es porque te tocan muchas fibras y momentos especiales de tu vida.

-Sigue preparando nuevas canciones en su carrera en solitario.

-Yo soy luchadora pero sin forzar. Y me complico la vida porque trato de hacer diferente un disco de otro para tratar de sorprender. A veces acierto y a veces me equivoco. Pero ahí voy y dentro de poco saldrá algo nuevo. Y estoy emocionada porque el 'feedback' está siendo muy bueno. A ver qué pasa.

-¿Seguirá viviendo en México?

-Ahí me llevó el trabajo, pero cuando vengo y veo a personas queridas les digo: 'no sabía que te echaba tanto de menos'. México es un país maravilloso pero echo muchas cosas de menos. 

-Recuerdo una gira que hizo con Miguel Bosé, 'Girados'. Tengo que preguntarle por él.

-Vamos a dejarlo aquí. Te lo agradezco así.

-

Temas: Mecano