Ir a contenido

#MeToo

Harvey Weinstein no se salva de la justicia e irá a juicio por violación

Un juez de Nueva York falló en su contra luego de que han pasado 14 meses desde que salieran a la luz pública los primeros testimonios que evidenciaron su conducta sexual

El Periódico

Harvey Weinstein leaves New York Criminal Court with his lawyer Benjamin Brafman  R  after his hearing on his criminal case  Photo by TIMOTHY A  CLARY   AFP 

Harvey Weinstein leaves New York Criminal Court with his lawyer Benjamin Brafman  R  after his hearing on his criminal case  Photo by TIMOTHY A  CLARY   AFP  / AFP

Ha transcurrido poco más de un año desde las primeras acusaciones en su contra por conducta sexual inapropiada y que dieron vida al movimiento #MeToo de Hollywood, y ahora Harvey Weinstein irá finalmente a juicio luego del fallo del juez de la Ciudad de Nueva York, James Burke.

Quien fuera el productor más poderoso de Hollywood, está acusado de violar a una mujer en una habitación de un hotel de Nueva York en 2013 y de realizar por la fuerza sexo oral a otra mujer en su apartamento de Manhattan en 2006. El juez Burke no desestimó ninguno de los cargos contra Weinstein, indicó el abogado del productor, Benjamin Brafman, quien consideró el fallo como "una decepción".

Weinstein, quien se declaró inocente pero enfrenta cinco cargos por delitos graves: dos por agresión sexual depredadora; uno de acto sexual delictivo en primer grado y uno de violación en primer grado; así como otro de violación en tercer grado. En octubre pasado, uno de los seis cargos por delitos graves de Weinstein fue desestimado después que se descubrió que un policía del Departamento de Policía de Nueva York había manejado mal las pruebas.

El comienzo del fin

Todo comenzó el 5 de octubre de 2017, cuando el diario The New York Times publicó un extenso artículo que detallaba numerosas acusaciones de acoso sexual por parte de Weinstein. Entre las acusadoras se encontraba la actriz Ashley Judd.

Si bien dijo que lamentaba su comportamiento y el "dolor" que había causado, el productor no admitió haber cometido ningún delito. Más tarde anunció que se retiraba de su compañía de cine, The Weinstein Company. Pero tres días después, fue despedido de la empresa que había fundado con su hermano Bob Weinstein en 2005.

Ese mismo mes, The New Yorker publicó nuevas denuncias de hostigamiento y violación contra Weinstein. Gwyneth Paltrow, Angelina Jolie y otras actrices reconocidas presentaron nuevas acusaciones en The New York Times.

Decenas de acusaciones

La caída del magnate del cine no se detuvo y el 14 de octubre, la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas decidió expulsarlo. El Directors Guild of America, el Producers Guild of America y la British Academy of Film and Television Arts siguieron su ejemplo.

Con el correr de las semanas fueron apareciendo otros nombres de Hollywood con acusaciones contra Weinstein: Lena Headey, Lauren Holly, Alice Evans, Lysette Anthony, Lupita Nyong'o y Rose McGowan. En total, más de 80 mujeres acusaron públicamente a Weinstein de delitos que van desde avances no deseados hasta violaciones.

Las explosivas revelaciones llegaron al corazón íntimo de su vida privada, y su esposa Georgina Chapman anunció que lo dejaba. Casados desde 2007, la pareja no tuvo hijos.