Ir a contenido

DESFILE DE VICTORIA'S SECRET

El vuelo rasante de los ángeles

Nueva York acoge un largo desfile con 90 salidas de modelos en lencería

LUIS MIGUEL MARCO

Desfile de Victoria Secret en Nueva York / ANGELA WEISS -AFP (ATLAS VÍDEO)

Como dice la canción de Queen, el show debe continuar. Y en Victoria's Secret saben cómo mantener el tono y el ritmo de sus espectáculos. Aunque las ventas no les sonrían, con caídas alarmantes de hasta el 50%, sus 'ángeles' no dejan de exhibir anatomía, sonrisas y besitos a cámara. El desfile de este jueves era el del repliege de la marca norteamericana, el de su regreso a la ciudad de los rascacielos después de las aventuras en otros confines como Londres, París y Shangái, a veces accidentados y siempre con la sombra de las críticas por la cosificación del cuerpo femenino y la negativa a mostar una mayor diversidad en la pasarela, con modelos de tallas grandes por ejemplo. 

El vuelo de este año esta vez ha sido un vuelo rasante, sin grandes sobresaltos, y con un total 90 salidas divididas en seis partes. Son muchas para un desfile habitual, pero esto es un 'show' milimétricamente orquestado para que quede divino en las pantallas de televisión –se emitirá el 2 de diciembre, aunque en España todavía no se sabe que canal lo dará–. Un pase de lencería que cada año siguen más de 800 millones de personas en 190 países y que según la edición estadounidense de la revista 'Harper's Bazaar', cuesta alrededor de 12 millones de dólares (10,6 millones de euros). Se han de vender muchas bragas y sujetadores para alcanzar esa cifra. 

El desquite de Gigi

Pero vayamos con las chicas que ha desfilado en el muelle 94, al oeste de Manhattan. Si el año pasado China prohibió la entrada a Gigi Hadid por un problema de visado, esta vez la top jugaba en casa y se ha desquitado desplegando en una de sus apariciones una enormes alas de mariposa multicolor junto a su hermana Bella Hadid y la 'Kardashian' Kendall Jenner.  Tal y como se había anunciado sobradamente, el Fantasy Bra lo lució la modelo sueca Elsa Hosk.

El desfile fue también un homenaje a la brasileña Adriana Lima, que a sus 37 años ha cerrado las alas después de 20 años en la casa. La 'top' de Salvador de Bahía soltó incluso unas lágrimas en su última salida. También defendieron con soltura y alas blancas y doradas sus diminutos conjuntos Toni Garrn, Barbara Palvin y Sara Sampaio. Regresó Behati Prinsloo tras dos años de ausencia por su maternidad. Se vieron varias modelos negras y asiáticas. Y tuvo su momento de gloria también la canadiense Winnie Harlow, la modelo con vitíligo que debuta con la marca y a la que hemos visto en las principales pasarelas y en un muchas campañas publicitarias.

Después del éxodo de muchas modelos veteranas en esta pasarela y por los motivos más diversos, ha habido también muchas incorporaciones, como la debutante Duckie Thot (australiana, hija de refugiados sursudaneses), que ha asegurado que su llegada y la de muchas otras novatas distintas a la norma clásica probablemente no sean suficientes, pero suponen un cambio para la industria.

Precio inflado

Esta vez el apartado musical lo ha cubierto la cantante, compositora y actriz británica Rita Ora, junto a la que caía el agua en forma de cascada, y el canadiense Shawn Mendes. Y el jarro de agua fría ha sido para el tan publicitado 'Fantasy bra'. La firma asegura que el precio de la pieza, confeccionado con más de 2.100 diamantes de Swarovski, asciende al millón de dólares, pero el portal 'Page Six' ha consultado con un experto en piedras preciosas y parece que el coste de la pieza está inflado. ¿La razón? Los diamantes de los otros 'Fantasy bras' en la historia de Victoria's Secret eran naturales, pero esta vez son sintéticos, por lo que su valor podría ser bastante más inferior. Si son unos 800 dólares por quilate y el sujetador está formado con 71 quilates de diamantes, su valor sería de unos 56.800 dólares. Aunque al precio sumes las piedras y el coste de la mano de obra, su precio sigue siendo muy inferior al millón"

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.