26 feb 2020

Ir a contenido

LA PUESTA EN ESCENA DE CHANEL

Lagerfeld lleva la Provenza a París

Kaia Gerber, la hija de Cindy Crawford, abre el desfile vestida de 'tweed'

El Periódico / Barcelona

Kaia Gerber

Kaia Gerber / GONZALO FUENTES

El Grand Palais de París se ha vuelto a transformar bajo las directrices del kaiser de la moda, Karl Lagerfeld. Esta vez, el director creativo de Chanel ha presentado su colección primavera-verano 2018 bajo un espectacular escenario que recreaba las Gargantas del Verdón, un idílico paraje de montaña, en la provenza francesa. Cascadas, plantas, un estanque y una pasarela de madera sobre la que han desfilado este lunes enfundadas en trajes de tweed -una vez más– y plástico. El PVC transparente inunda prendas como ponchos, gabardinas o las clásicas botas y botines con puntera, con unos 'looks' que da calor con solo verlos. 

A few minutes before the show begins @kaiagerber #CHANELSpringSummer #PFW

Una publicación compartida de CHANEL (@chanelofficial) el 

Kaia Gerber ha tenido su debut a lo grande en París bajo la atenta mirada de su madre, Cindy Crawford.  Tras desfilar en Nueva York, Londres y Milán, la joven de 16 años fue la encargada de abrir el desfile, uno de los momentos más esperados de uno de los desfiles más esperados de la semana de la moda.

 
 
 

 The set for the #CHANELSpringSummer show 2018 at the Grand Palais. #PFW

 

Una publicación compartida de CHANEL (@chanelofficial) el 

Aunque numerosos rostros conocidos han ocuparon las primeras filas del 'front row' ha habido notables ausencias, como las de Cara Delevigne y Kirsten Stewart. Sí estuvo, entre otras, Monica Bellucci.